Martes, 02 de abril de 2013

Resurreción sin recompensa

Empate injusto el cosechado por el Racing ante el líder, a tenor del esfuerzo y el juego planteado por el equipo cántabro en la primera mitad. Sin embargo, las cinco ocasiones claras marradas por el conjunto montañés fueron demasiado lastre ante un Elche que, con el paso de los minutos, fue haciéndole ojitos al punto que se podía llevar de vuelta. En la segunda parte, el cansancio hizo demasiada mella. Domingo de Resurreción sin recompensa.

"Si hubiesen jugado así toda la temporada, otro gallo nos cantaría", comentaba un aficionado en la grada en el descanso. De rojo y con una actuación tan brillante, el Racing parecía otro equipo. Sólo faltó el gol. La presencia de Héctor Yuste en el centro del campo hizo incrementar su potencial a todos sus compañeros. La pareja de centrales -Crespí y Bocanegra- solventó con seguridad su trabajo, minimizado por una medular consistente. Tiago Pinto, sobrado. Andreu, más cerca de lo que se le pide. Y los extremos y delanteros, asistidos. Engranajes todos ellos que permitieron ver a un equipo de verdad. Así, la grada, por una vez, estaba ilusionada con el equipo.

El conjunto cántabro presionó a su rival en campo contrario, y dominó al líder, aunque en los primeros minutos se precipitó en demasía en la posesión. Sin embargo, cuando la pelota bajó al piso, empezaron a llegar las ocasiones. Primero fue Crespí, supremo en el juego a balón parado. Dos remates del central en jugadas de estrategia pusieron el 'uy' en la grada. La primera, clarísima, se marchó fuera por poco y la segunda, picada, perfecta, la desbarató el meta Manu. El portero del Elche volvió a emplearse a fondo en un remate franco de Juanmi que el arquero despejó a córner. Posteriormente, un durísimo disparo de Andreu se marchó lamiendo el poste. Lástima. El Racing merecía ajusticiar al líder.

El Elche, pobre, más por mérito de los locales, que por demérito propio, se limitó a crear tímido peligro en contraataques esporádicos. Argumento muy pobre para un equipo que el año que viene, salvo catástrofe, estará en Primera División.

En la segunda mitad, el cansancio hizo mella en el equipo cántabro. Aún así, con el paso de los minutos, el Elche se fue conformando con el punto y Juanmi volvió a perdonar a un líder que podía haber salida de El Sardinero con un cero a la espalda.

El malagueño, que jugó los noventa minutos, aun sin agotar los cambios, se quedó solo ante Manu y envió la pelota fuera. Salió Jairo por Ferreiro. Assulin hizo lo propio para sustituir a Quini. Kaludjerovic calentó se tuvo que conformar con calentar en la banda. Mientras, el público se preguntaba por qué Juanmi seguía sobre el césped.

El Elche apenas tuvo ocasiones. Dos fueron las más claras, provocadas más por el cansancio cántabro que por el buen hacer ilicitano. En la primera, Mario tapó el hueco a Ángel y al delantero se le nubló la vista, enviando la pelota al lateral de la red. La segunda fue un mal despeje de Crespí, que a punto estuvo de colarse en su propia portería.

Eran minutos de calambres, respiraciones entrecortadas... El Racing sabía de la necesidad de la victoria, pero el motor ya estaba sobrecalentado por el esfuerzo sin recompensa de la primera mitad. Sólo Koné mantenía sus prestaciones. Está a otro nivel físico. Al final, un punto que sólo puede hacerse bueno con una victoria ante el segundo clasificado en la próxima jornada: El Alcorcón.

Racing: Mario; Francis, Bocanegra, Martí Crespi, Tiago Pinto; Koné, Andreu, Yuste, Ferreiro (Jairo, min 63); Juanmi y Quini (Assulin, min 77).
Elche: Manu; Damián, Etxeita, Pelegrín, Albacar; Generelo (Mantecón, min 78), Rivera; Fidel, Coro, Aarón (Carles Gil, min 65); y Ángel (Xumetra, min 74).
Árbitro: De Burgos Bengoetxea (comité vasco). Mostró cartulinas amarillas a Bocanegra, Jairo y Andreu por el Racing.
Incidencias: Partido de la trigésima segunda jornada de la Liga Adelante, disputado en los Campos de Sport de El Sardinero ante 10.119 espectadores.

Fuente: El Diario Montañés 


Publicado por Castro2 @ 20:31 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario