Viernes, 18 de noviembre de 2011

Los administradores se plantean un 80% de quita

Los administradores concursales que la jueza Mar Hernández ha colocado al frente del Concurso de acreedores del Racing ya tienen decidido proponer una quita de, al menos, el 80% y meditan que la espera sea más larga de lo habitual en este tipo de procesos. Entienden que es la única manera de asegurar la viabilidad empresarial del Real Racing Club S.A.D.

Alejandro Alvargonzález, Santiago Ruiz y Ramón Camarena han llegado a esta conclusión tras analizar detalladamente los números del club, los ingresos asegurados para la próxima temporada e, incluso, las consecuencias económicas de un posible descenso. Su conclusión, además, se la han adelantado ya a la jueza en una de las reuniones periódicos que vienen manteniendo con la titular del Juzgado de lo Mercantil de Santander.
Posibilidades.

Para que este convenio llegue a proponerse a la Junta de acreedores, donde votarán los que poseen créditos ordinarios (y en la que los jugadores controlan el 63% de los votos), antes Mar Hernández debe autorizar motivadamente la superación del marco máximo del 50% de quita y cinco años de espera que marca como tope para los créditos ordinarios la ley que regula los procesos concursales. Para ello, la magistrada deberá aplicar el artículo 100 y conceder al Racing la condición de empresa 'de especial trascendencia para la economía'. Los administradores creen que sí es posible en virtud tanto del movimiento económico que genera el club en la ciudad como de la importancia social del Racing en Cantabria.

En el caso de que la jueza dé el visto bueno a la iniciativa de los administradores, estos podrían llevar tanto la quita como la espera tan lejos como quieran ya que la ley no marca ningún tope. Lo único imprescindible es que la Junta de acreedores lo apruebe.
El Concurso de acreedores deja margen de maniobra


-Artículo 100: 1. La propuesta de convenio deberá contener proposiciones de quita o de espera, pudiendo acumular ambas. Respecto de los créditos ordinarios, las proposiciones de quita no podrán exceder de la mitad del importe de cada uno de ellos, ni las de espera de cinco años a partir de la firmeza de la resolución judicial que apruebe el convenio.Excepcionalmente, cuando se trate del concurso de empresas cuya actividad pueda tener especial trascendencia para la economía, siempre que lo contemple el plan de viabilidad que se presente, el juez del concurso podrá, a solicitud de parte, autorizar motivadamente la superación de dichos límites.

2. La propuesta de convenio podrá contener, además, proposiciones alternativas para todos los acreedores o para los de una o varias clases, incluidas las ofertas de conversión de crédito en acciones, participaciones o cuotas sociales, o en créditos participativos.

Fuente: As 


Publicado por Castro2 @ 15:46 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario