Mi?rcoles, 01 de diciembre de 2010

Mucho cemento en la grada

El Sardinero registra este a?o una media de asistencia que le coloca en los datos del a?o 2004. Tras ocho partidos (siete de Liga y uno de Copa), la entrada 'tipo' es de 13.052. La ?poca de las 'vacas gordas' -esa que inspiraron fen?menos deportivos y sociales como Zigic, Marcelino, la UEFA o los sue?os de la Copa- ha pasado a mejor vida. Tambi?n el n?mero de abonados ha sufrido un retroceso. El a?o pasado, a estas alturas, 17.300 seguidores ten?an en la cartera un carn? verdiblanco. Esta temporada, esa cifra se ha reducido a 15.410. Pero, al margen de las connotaciones particulares del Racing (con el palpable descontento de un sector de aficionados), la 'enfermedad' de los campos vac?os es muy contagiosa. Buena parte de los clubes de Primera han visto mermadas sus taquillas y sus listas de abonados. La crisis econ?mica y la saturaci?n televisiva parecen 'morder' la atracci?n por un asiento. Cada vez menos seguidores y m?s cemento.

En el Getafe-Stuttgart de la Europa League s?lo hab?a 2.000 aficionados en las gradas. ?El que quiera que venga y el que no, que se quede en casa?, dijo el presidente del club madrile?o, ?ngel Torres. Lo peor es que debieron hacerle caso. El domingo, ante el D?por, pasaron por los tornos de El Sardinero 12.086 espectadores, el peor registro de la temporada sin contar los 6.293 del d?a de la Copa ante el C?rdoba. Ni el tiempo -ambos fueron d?as de temporal meteorol?gico- ni el cartel invitaron demasiado a la asistencia.

Esos datos encuentran una comparaci?n equiparable remont?ndose unos a?os atr?s e incluyendo en el recuento las temporadas de la ?poca moderna del Racing en Primera (desde la 2002/03). En concreto, en 2004, la campa?a que arranc? con Lucas Alcaraz y termin? con Nando Yosu. La media de asistencia en aquellas fechas fue de 12.794 espectadores por partido (con 19 encuentros disputados).

El 'boom' en la grada

A partir de ese momento y durante tres a?os consecutivos, las cifras no dejaron de subir. Manolo Preciado y un nuevo final 'apasionante' con el 'mago' Yosu como protagonista, la llegada de Zigic de la mano de un Portugal 'primerizo' y, sobre todo, el a?o de los r?cords deportivos y sociales con Marcelino en el banquillo. Hasta en cuatro ocasiones se colg? el cartel de 'no hay billetes' en aquellos meses inolvidables. La media lleg? a su punto m?ximo con 17.626 espectadores en las tribunas. Desde entonces, tendencia a la baja hasta hoy en d?a.

Hasta 17.448 con Mu?iz (cuando se jug? la competici?n europea, aunque no est? incluida en los c?mputos) y 15.647 el pasado a?o con Mandi? y Portugal al frente de la plantilla.

Cansancio, costumbre, aspiraciones, decepciones... Hay motivos en el Racing y en cada capital con escudo de f?tbol. A los clubes no les hizo ni pizca de gracia ese anuncio de un canal de televisi?n en el que el hijo le dec?a a un padre ya viejecito con la bufanda y el abrigo puesto que 'mejor se quedaban en casa a verlo por la tele...' Porque la tendencia, al margen del Racing y sus connotaciones no es, ni mucho menos exclusiva de los c?ntabros. Los dirigentes achacan al exceso de retransmisiones y canales y, por supuesto, a la crisis econ?mica buena parte de la culpa del descenso.

La tele da y quita

En la programaci?n de un canal de pago de una de las primeras semanas de noviembre figuraban veinte partidos en directo. Liga portuguesa, Copa del Rey, Segunda Divisi?n, Primera, Premier League, f?tbol franc?s... Retransmisiones diarias de lunes a domingo (con m?s de una casi todos los d?as). Qui?n da 'de comer' al f?tbol le resta aficionados en las tribunas.

Las apreturas econ?micas del pa?s tambi?n aportan su 'maldito' granito de arena. Pese a los descuentos y campa?as que casi todos los equipos han puesto en marcha este a?o, a muchos seguidores no les llegan los euros. El f?tbol es caro. Es un hecho. Hay que pagar m?s para ver un partido entre dos conjuntos de la zona baja de la tabla que para ver un concierto ?nico de la gira de un artista internacional. Compararlo con un estreno de cine es un chiste. Y a todos no les llega para ver goles y alcanzar el fin de mes.

En Primera, hay ejemplos de sobra de la 'quiebra' de afici?n. La cifra de abonados del Almer?a se ha reducido un 5% y la del D?por un 13,63%. De hecho, de los 20.000 socios del club gallego, unos 5.000 no acude habitualmente al campo.Getafe, M?laga, Osasuna, Sevilla, Zaragoza o Valencia est?n entre los que m?s bajan. Los madrile?os, pese a entrar en Europa esta temporada, se han quedado con un 20% menos de carn?s vendidos. Hasta el Barcelona -no en socios, pero s? en afluencia- not? un peque?o baj?n en la asistencia al Nou Camp durante las primeras jornadas del campeonato y, por supuesto, tambi?n en Copa. La ?ltima jornada del torneo del KO dej? 'noqueado' al f?tbol. En Santander, 6.293. En el S?nchez Pizju?n, 8.000. Por no hablar de los 5.000 del Ciudad de Valencia y de los titulares que dec?an que en el Vicente Calder?n se vendieron 24 entradas.

Sin esperas

En cuanto a listas de espera, los m?s 'hist?ricos' son de los que completan su cupo de localidades asignadas. Y si hay bajas, siempre hay qui?n las compensa. Le pasa al Real Madrid, al Barcelona, al Athletic de Bilbao o al 'reci?n llegado' Villarreal. No les faltan socios ni aficionados dispuestos a ocupar los asientos de los que se marchen.

En el repaso a la Primera Divisi?n, los 'nuevos' cuentan menos. Los tres -Real Sociedad, Levante y H?rcules- sufren un impulso con el tr?nsito de categor?a. La Real vuelve a sus cifras de siempre y el H?rcules ha tirado la casa por la ventana con Drenthe, Trezeguet o Valdez. Y, al margen de todos, est? el Sporting, que vive un momento dulce en su historia y que, tras a?os de 'infierno', a?n mantiene vivo el esp?ritu del retorno.

La grada del f?tbol se queda vac?a. Tambi?n la de El Sardinero. Domingo tras domingo y sin aparente punto de inflexi?n. Hay qui?n dice que ya escuch? el eco al corear un gol...

Fuente: El Diario Monta??s


Publicado por Castro2 @ 18:19 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario