S?bado, 06 de marzo de 2010

Portugal 'Hay que tratar de que el mes de marzo se parezca algo al de enero'

El Racing ya no tiene que fijarse en qué rival le toca cada semana: lo que debe hacer es pensar en los puntos que le puede reportar cada nueva jornada de Liga. Miguel Ángel Portugal fue un poco más allá: ni siquiera importan los resultados de los demás equipos. «Es igual quien gane o pierda: hay que sumar 42 puntos porque con 25 no nos vamos a salvar».

El Racing visita el lunes Mestalla, un campo que se le viene dando bien en los últimos años. No obstante, esta circunstancia no asegura un buen resultado, sobre todo cuando el conjunto santanderino atraviesa una racha pésima y cuando el anfitrión, sufra o no altibajos, marcha tercero en la clasificación.

El técnico insistió ayer en que la única forma que conoce de enderezar la trayectoria del equipo -que ha encadenado tres derrotas en las últimas jornadas, encajando nueve goles y sin marcar ninguno- es consiguiendo un triunfo. Una obviedad.

Pero es que no hay otra fórmula. Roto el embrujo de la Copa del Rey, que mantuvo a la plantilla y a los aficionados pendientes e ilusionados, una serie de resultados adversos ha dejado al equipo cansado y atemorizado. Acostumbrado a la buena marcha en la Liga, el Racing se ha quedado paralizado cuando en pocas semanas ha pasado de la placidez de la zona media de la tabla a la pelea directa por no entrar en los puestos de descenso, situados ahora a sólo cinco puntos.

Es en esta situación cuando llega el compromiso con el Valencia, un contrario decidido a hacer algo grande este año, que suma casi el doble de puntos que el Racing y que tiene una de las mejores delanteras de todo el campeonato. Pero eso da igual, porque hay que espabilar. El objetivo, como explicó el míster, es «sacar algo positivo y romper con esa dinámica tras las tres derrotas. Hay que tratar de que el mes de marzo se parezca algo al de enero».

Más confianza

La tarea no es fácil, y Portugal tiene tanto trabajo entrenando a sus hombres como tratando de que el equipo recupere la confianza. Pero si el Racing tiene los mismos jugadores que en enero, hace todo lo que hacía, se entrega igual y pierde, ¿qué queda? Para acabar con el desconcierto, el preparador apuesta por reforzar la defensa y apuntalar los resultados desde la propia portería. «La defensa empieza desde el último delantero; somos todos los que defendemos», indicó, a la vez que explicaba cómo durante toda la semana se ha prestado también atención a la contención por grupos como un método para detener la avalancha ofensiva que puede esperar del Valencia.

«El Valencia es fiel a su estilo y a su manera de concebir el fútbol», independientemente de sus bajas en la defensa. «La verdad es que arriba les puede sobrar gente y atrás andan justos, pero es un gran equipo y eso no va a cambiar. El Valencia va a ser el Valencia».

Las posibles ausencias en la alineación del rival no son suficiente consuelo para un Racing que también llega al encuentro con un once castigado y del que ayer se descolgó definitivamente el central Marc Torrejón. Con Xisco de baja por sanción, Munitis aquejado de una tendinitis que le ha mantenido buena parte de la semana apartado del grupo, y Lacen con molestias en un dedo del pie como recuerdo de su debut internacional con la selección de Argelia, el Racing no viaja en las mejores condiciones.

Estando así las cosas, el cuadro montañés está obligado a confiar en que Tchité recupere el talento que le hizo meter tres goles en su anterior visita a Mestalla y en las genialidades de Sergio Canales. Precisamente a este último, y a su desgraciado protagonismo durante la semana, se refirió Portugal. «Está muy tranquilo», aseguró el entrenador. «Y nosotros con él», añadió, para dejar claro que nadie en el equipo duda de su compromiso con el Racing.

Doble sesión

El equipo siguió preparando ayer el partido con una sesión doble de entrenamiento. La primera, que se centró en el trabajo físico e incluyó partidillos en campo reducido, estuvo abierta al público. La segunda, dedicada a las jugadas de estrategia, se desarrolló en privado.

Portugal, al contrario de lo que sucede habitualmente, no dejó entrever en los partidillos el once que presentará el lunes. Tampoco hay muchas opciones: con Toño otra vez lesionado, Coltorti estará en la portería; la línea de defensa, si sigue la línea acostumbrada, contaría con Pinillos, Henrique, Oriol y Christian; con Lacen tocado, Diop puede ser el acompañante de Colsa en el doble pivote. Serrano por la izquierda, Munitis por la derecha, Sergio Canales como media punta y Tchité arriba, pueden completar una alineación lógica y probable.

Iván Bolado, quien probablemente forme parte de la convocatoria, y Edu Bedia, listos para volver a la competición en cuanto Portugal dé la orden, formaron parte del grupo central durante en el entrenamiento, en el que, por contra, no estuvieron Marc Torrejón, baja definitiva para el partido, ni Lacen. Ambos jugadores se ejercitaron por el perímetro del campo con el recuperador. Lacen sí estará listo para la cita de Mestalla, pero trabajó con precaución ante las molestias que padece.

Tampoco participaron Toño, quien tras salir un poco al campo se retiró al gimnasio, ni Munitis, que se entrenó a menor ritmo para recuperarse de la tendinitis aguda en el tibial anterior del pie derecho, si bien se le da por recuperado para el lunes.

Fuente: El Diario Montañés


Publicado por Castro2 @ 11:32 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario