Jueves, 03 de diciembre de 2009

Una multa no 'sienta' bien

La Comisión Estatal contra la Violencia, el Racismo, la Xenofobia y la Intolerancia en el Deporte ha decidido sancionar con 5.000 euros a un aficionado que arrancó un asiento y se lo arrojó a los vigilantes de seguridad durante un partido entre el Racing y el Deportivo de La Coruña.

Además, este aficionado --seguidor del equipo gallego-- tendrá prohibido el acceso a cualquier recinto deportivo por un período de dos años.

La decisión se adoptó hoy en la reunión de la Comisión Permanente de Antiviolencia celebrada en el Ministerio del Interior, en la que, entre otros casos, se examinó el de este aficionado que, además, escupió en varias ocasiones a los vigilantes y ya había sido propuesto para sanción por hechos similares en otra ocasión anterior.

Fuente: El Diario Montañés


Publicado por Castro2 @ 20:28 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario