Domingo, 20 de septiembre de 2009

La primera de Mandi?

1-2 en Málaga. Primera victoria de la temporada para el Racing de Juan Carlos Mandiá.. pero hay que ser sinceros: analizar lo que dice Mandiá en sus entrevistas o en las previas de los partidos y ver cómo juega el Racing produce cierta depresión. El juego ofensivo, el buen trato al balón, ser protagonistas, llevar el ritmo de partido... es decir, los ejes que marcó el preparador del Racing en la pretemporada, brillan por su ausencia disputadas ya tres jornadas del Campeonato de Liga. Ahora bien, ¿quién le puede discutir al entrenador gallego después de que ayer lograra su primera victoria de la temporada y sume ya cuatro puntos en la clasificación? La pregunta queda, de momento, a la espera de su respuesta. Habrá que esperar a ver la marcha del equipo en las próximas jornadas para tratar de responderla.

Más sinceridad: la verdad es que al Racing, a Mandiá, el partido de ayer le salió perfecto. El conjunto cántabro, con poco juego sobre el césped de La Rosaleda, dispuso de tres ocasiones en todo el encuentro y metió dos (Arana y Morris). Su rival, el Málaga del tristón Juan Ramón López Muñiz, fue el que llevó todo el peso del partido, el que trató de manejar con criterio el esférico y, pese a que Toño tampoco tuvo que intervenir más de lo ocostumbrado, fue el equipo que más ocasiones generó, pero sólo metió una (Duda). Así es el fútbol. Gana el que más acierto tiene. Y ayer fue el Racing el que más atinó. ¿Les recuerda algo esta situación? Sí, a muchos de los partidos que el Racing, el de Juan Ramón López Muñiz, disputó la temporada pasada en El Sardinero.

Apuntes

Lo positivo del encuentro de ayer en Málaga fue, lógicamente el resultado. Tres puntos que sirven para escalar posiciones en la tabla y encarar con tranquilidad la cita de este martes, ante el todopoderoso Barcelona.

Pero la victoria sirve también para analizar algunas pincelas que dejó el equipo. Mandiá, con Henrique y Morris en el centro de la zaga, ha logrado que se olvide el desastre defensivo que fue el estreno liguero ante el Getafe, aunque los laterales (ayer jugaron Pinillos y Sepsi) siguen generando dudas y se sufre demasiado en el juego aéreo y las jugadas de estrategia del rival. Por cierto, Henrique estuvo bien, pero tuvo otra espectacular 'tragada' al estilo de la que sufrió en el Calderón.

El centro del campo, con la pareja que parece ser la titular para el entrenador gallego, Lacen y Diop, ofrece trabajo y garantiza consistencia. En el lado contrario está la total ausencia de construcción del juego, y es que por mucho que se le pida más a Lacen, el franco tunecino da lo que da de sí. Aunque quizá tampoco haga falta más para lo que pide incansablemente Mandiá: rápidas aperturas a los extremos, donde Serrano y Arana (ayer, poco participativos, especialmente el segundo) son los encargados de jugársela en el uno contra uno.

Mención aparte merecen los hombres más adelantados. Munitis y Geijo están llamados a generar tardes y más tardes de debate, polémica y posturas encontradas.

El del Barrio Pesquero no parece estar en su mejor momento de forma, aunque su presencia en el campo siempre es algo que parece agradecer el equipo y a lo que se agarra en los momentos más complicados.

El hispano suizo es el hombre de las preguntas. ¿Qué tal Geijo? «Bien, lo hace todo bien, con movimientos acertados y claves para el trabajo ofensivo del equipo». ¿Y goles? «De momento, no tiene gol». ¿Pero es un delantero centro? «Sí, pero...»

Todo esto lo demostró Geijo ayer en Málaga. Grandísimo el partido que realizó el delantero centro del Racing. Extraordinaria la acción suya que facilitó el primero gol de Arana. Y nada que discutirle. Quizá, lo único, que aún no ha marcado. Aunque a buen seguro que llegarán los tantos.

El partido fue soso, aburrido y con escaso juego. Lo único preocupante es que el conservadurismo del equipo tras el 0-1 estuvo a punto de costar caro. Morris lo arregló con otro gran gol.

Fuente: El Diario Montañés


Publicado por Castro2 @ 15:24 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario