Mi?rcoles, 25 de marzo de 2009

Mu?iz 'El ambiente est? raro desde que llegu?; no quise menospreciar al Racing'

Abre la puerta del Gambrinus a las 21:55 horas acompañado de Enrique Palacio, la sombra de cualquier racinguista que ofrece una entrevista a algún medio. Eso s diez minutos tarde, sonriente y con la cordialidad que le caracteriza. Posa con el equipo de AS en Cantabria, y no puede evitar la carcajada cuando nuestro fotógrafo, Juanma Serrano, casi se mata (fue más aparatoso que otra cosa) al resbalar subido a una mesa para disparar una de las innumerables instantáneas.

La cena servida por Miguel Martín fue deliciosa; Roberto recuerda una comida que tuvo el año pasado con Marcelino en Tazones, cuando hizo una entrañable entrevista al actual técnico del Zaragoza. Muñiz, gijonés, reconoce que la elección fue acertada, aunque no se considera buen comedor:

"¿A "La Sirena"? Es un sitio bueno. No hago régimen, sólo cuando jugaba. Ahora he ganado unos cinco kilos. Cada uno tiene que ser consciente de sus limitaciones y estaba claro que como futbolista, si no me cuidaba no jugaba; no era Ronaldo. Me privé de comer muchas cosas, no bebía refrescos ni alcohol, sólo agua y zumos. Mis amigos decían que si estaba enfermo".

Penalti y cambios. Lógicamente, la primera incursión futbolística nos lleva al partido del domingo contra el Valencia. Muñiz sabe que ha habido muchos comentarios sobre la mala segunda parte, los cambios, y el fallo del penalti en el último suspiro. "Te queda el mal sabor de boca del penalti. Un día la suerte será a favor y otras en contra. Seguro que algún día que ganamos tuvimos algo de fortuna. Los tres jugadores que entrenan el lanzamiento de penaltis son los tres que pueden tirarlos, no se decide de antemano. Serrano los entrena y los marca todos. Otro que los ensaya y los tira muy bien es Pinillos, no le vi fallar ninguno. Óscar estaba muy animado y fue a coger el balón, no a quitarlo. Hay que ser el primero en cogerlo. Siempre los tira al mismo sitio, pero bien. También se resbaló a la hora de chutar".

"En cuanto a los cambios, volvería a hacer los mismos. Lo bueno es que hay 20.000 personas en el campo y cada uno haría un once, todos los cambios diferentes. Necesitaba abrir el campo al ser uno más con gente pegada a las bandas, también un rematador porque estaban centrando".

"¡Vete ya!". Nunca es agradable escuchar cómo tus propios aficionados piden desde la grada tu dimisión. Muñiz vivió esa experiencia por primera vez el domingo, aunque el "Muñiz vete ya" no fuera coreado por la mayor parte de los seguidores verdiblancos:

"La grada, como dicen, es soberana. Piensas la situaci vas décimo en la Liga, la última jornada ganas 5-0, vas perdiendo 0-1 con el Valencia, de hacer una de las mejores primeras partes, y está la gente descontenta...".

Ahí es cuando todos intentan buscar la raíz del problema; saber los porqués de ese malestar de la grada. ¿Es algo puntual o viene de lejos? Le recordamos a Muñiz que quizá la afición no le perdona que en su momento dijera que lo más importante de este año era lograr la permanencia la Primera, dejando en un segundo plano la Copa de la UEFA:

"No creo que fuera por eso. Sólo reflejé lo que se me había pedido desde el club, pasar a la fase de grupos de la UEFA, hacerlo lo mejor posible en la Copa, pero sobre todo mantener la categoría en Primera. No quise menospreciar al Racing ni a sus aficionados cuando dije aquello de que teníamos que tener todos claro que éramos el Racing. No era en sentido peyorativo, ni mucho menos. Aunque, sinceramente, creo que el ambiente estaba enrarecido desde que llegué aquí. No sé por qué motivo será, ni la razón. A lo mejor no les caí bien por mi forma de ser, por mis ruedas de prensa; no lo sé...".

Sporting. Llamó la atención que Juan Ramón se mostrara frío cuando se le pregunta por el próximo partido contra el equipo de su tierra, el Sporting: "No soy romántico ni sentiré nada especial. Como dice mi madre, soy muy despegado. Lo pasé mal el año que me marché, en 1996. Quiero lo mejor para ellos, pero es que no me voy a enfrentar a nadie conocido. Me llevo bien con Quini... Pero a ver si ganamos. En cambio mi padre es socio desde el año 1950 y siente muy dentro al Sporting. Hace muchos años que no puede ir al campo pero sigue pagando la cuota de socio; nos dice que sigamos haciéndolo cuando ya no esté, que no le borremos".

Muñiz tuerce el gesto cuando se le insinúa que su fútbol es más defensivo que el que la gente querría ver; que no engancha con el aficionado. Se defiende apuntando que Juande Ramos también es tildado de esa manera y lleva números de récord histórico en el Real Madrid:

"¿Defensivo? Es la etiqueta que te ponen en su momento y es muy difícil quitarla. Muchas veces se confunde ordenado con defensivo. Tú puedes plantear el partido de varias maneras. Por ejemplo, el Barça o el Madrid te pueden plantear un partido a ver quién da más golpes, porque saben que en ese intercambio van a salir ganando. Nosotros jugamos así contra el Deportivo en Coruña y perdimos 5-3".

Se asume que la plantilla del Racing no está todo lo compensada que se esperaba, y que la calidad para definir o desbordar cuesta mucho dinero. Es un fallo de confección, aunque muchos males se solventaron en invierno con el regreso de Nikola Zigic: "Nos ha venido muy bien. Esperaba que marcara goles; en Valencia salía tres ratos y marcaba tres goles. El equipo, con él, pierde presión defensiva pero gana gol; al final el fútbol es gol. Es otra forma de juego".

Futuro. Quiere esperar a sumar los 42 puntos para afrontar el próximo proyecto, el Racing 09-10, aunque sin intervenir en el nombre de los posibles fichajes. Sólo apuntará las necesidades de la plantilla:

"Puedo decir lo que me gusta: 'necesito, por decir uno, un lateral de estas características'. Luego tiene que haber alguien en el club que le vea y decida si se le ficha o no. Pero lo que creo sinceramente es que un equipo de las características del Racing tiene que tener velocidad. Es lo que tiene el Málaga con Eliseu, por ejemplo".

Muñiz confiesa sentirse cómodo en el Racing y en Santander, no ve razones por las que no deba continuar al frente del equipo la próxima temporada:

"Yo estoy a gusto aquí, veo a mi familia contenta, mi hija ya tiene sus amigas en el colegio y tengo un año más de contrato. Mi ilusión es quedarme en el Racing".

Fuente: As


Publicado por Castro2 @ 18:23 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario