Lunes, 03 de noviembre de 2008

Mu?iz: 'S?lo pido que conf?en en este equipo'

Juan Ramón López Muñiz cumplió ayer 40 años en un día que fue muy emotivo para él. No sólo por esta fecha tan entrañable, sino porque coincidió con la resaca más dulce para el racinguismo tras la espectacular victoria del Racing en Valencia. El técnico gijonés salió por primera y última vez de su casa para visitar la redacción que el diario AS tiene en Santander, donde repasó el partido de Mestalla: "Fue muy bueno, como ya dije; perfecto. Por eso estoy muy orgulloso de todos mis jugadores. Se dejaron la piel y la victoria fue muy justa. Pero no sólo estoy contento por este encuentro. La actitud siempre ha sido ejemplar, aunque unas veces hemos ganado y en otras el resultado nos ha dado la espalda. El martes veré otra vez el video para corregir errores...".

Muñiz, como el resto de la expedición verdiblanca, regresó a las 5:00 de la madrugada del domingo a Santander tras el partido ante el Valencia. En el vuelo, la plantilla ya le cantó el "¡Cumpleaños feliz...!". Sin embargo, el cansancio no le impidió seguir analizando el triunfo: "Jugamos muy ordenados y lo mejor fue que no nos vinimos abajo cuando ellos nos empataron. Temía que al ser a los pocos minutos de marcar Tchité el primero, aparecieran los fantasmas y dudáramos. La reacción fue sensacional. Seguimos haciendo lo que ensayamos y nos salió muy bien".
Orgulloso.

Sin querer individualizar, el asturiano no pudo ocultar su satisfacción por la buena actuación de Tchité: "Hizo un desgaste tremendo, como Pereira. Estaba muy motivado, pero el resto no estuvo peor. Demostramos que este equipo es una piña y que todo el mundo empuja hacia la misma dirección. Desde los jugadores a los utilleros. De verdad, el ambiente es excelente. No sé por qué se vende todo lo contrario. Sólo hay que ver cómo los jugadores celebran los goles o como se apoyan".

Sin embargo, y a pesar de que esta última victoria ha traído algo de aire fresco, Muñiz es cauto, como siempre. Sabe que el fútbol vuelve a cambiar en cuatro días. Por este motivo, cuando la redacción de este periódico le regaló una tarta de tiramisú se sorprendió con el gesto y lo agradeció, aunque prefirió no posar con ella y soplar las velas en privado: "No me gustan las euforias. Esta victoria es muy importante, pero como lo fue la de Pamplona o los empates anteriores. No hemos hecho nada aún y debemos seguir trabajando con la misma mentalidad. Hay que tener tranquilidad. Ni antes éramos tan malos ni ahora somos la leche. Va a ser un temporada muy dura y no podemos bajar los brazos. No hemos hecho nada extraordinario. Son sólo tres puntos".

Muñiz es consciente del entorno enrarecido que había sobre el equipo y de su cuestionado cargo. "No estoy nervioso. El fútbol es así y hay que acatarlo. Yo tengo mucha confianza en mi trabajo y en estos jugadores. Ya hemos hablado en otras ocasiones de lo que le falta al equipo, pero eso es pasado. No se puede arreglar ahora y hay que dejarse la piel con lo que tenemos. Que es muy bueno. Me gustaría que la gente crea en este equipo, sea consciente de quién somos y, a partir de ahí, le apoye. Vamos a dar lo máximo en todas las competiciones, sabiendo que la Liga es nuestra prioridad".
¿La clave?

Para él, la concentración Oliva ha sido muy beneficiosa: "Estoy encantado. Nos ha venido muy bien. La gente está como más relajada. El jueves, después del partido de Murcia me di cuenta que en Valencia podíamos hacer un gran papel. Los chicos estaban enchufadísimos. Tenían ganas de lograr una victoria y dar la vuelta a la situación".

Muñiz tampoco rehuyó la polémica sobre la futura destitución de Fernando Gaspar: "No puedo decir más que él sigue trabajando porque nadie le ha despedido. Pero lo importante es el equipo. Me gustaría que el jueves ante el Schalke la afición apoye a muerte y el domingo contra el Sporting, más aún. Esto no para". Por suerte.

Fuente: As


Publicado por Castro2 @ 17:52 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario