S?bado, 01 de noviembre de 2008

?El d?a del juicio final?

Es el más difícil todavía. El Racing de la crisis, el de las urgencias deportivas, el del entrenador más cuestionado de las últimas temporadas, necesita lograr hoy un resultado positivo ante el conjunto más en forma de la Liga, el Valencia de Unai Emery, un conjunto líder e invicto en el campeonato español. 

A las diez de la noche, con las cámaras de La Sexta en directo, en Mestalla comenzará un juicio contra Juan Ramón López Muñiz. Dos horas más tarde puede haber ya veredicto, o puede que la incertidumbre sobre el futuro del entrenador se prolongue, al menos, una semana mas. Será, a pesar de que nos encontramos únicamente en la novena jornada del campeonato, la primera gran final a la que se enfrenta el Racing y, sobre todo, su entrenador.

¿Seguirá López Muñiz en el banquillo después del partido de esta noche? Es la gran pregunta. La incógnita que, como siempre en el fútbol, dependerá del resultado final de esta noche. Puntuar en Mestalla garantizará a Juan Ramón López Muñiz sentarse en el banquillo de El Sardinero el próximo partido (este jueves, ante el Schalke 04, en la Copa de la UEFA). Eso está claro. Una derrota de las consideradas 'honrosas' no traerá, en principio, soluciones drásticas desde el consejo de administración. Ahora bien, caer hoy con estrépito en Valencia puede provocar la destitución fulminante del técnico asturiano.

Esta última es la situación que nadie quiere. Ni el entrenador, lógicamente, porque se quedaría sin trabajo. Ni el consejo de administración, que le obligaría a tomar una decisión de un elevado coste económico. 

El problema para el Racing es que llega a este partido tras acumular fracaso tras fracaso en las diferentes competiciones en las que se encuentra inmerso: Liga, Copa y UEFA. 

Una única victoria en la liga después de ocho partidos; seis puntos en su casillero de 24 posibles; y cinco paupérrimos goles a favor, son los datos con los que el Racing saltará esta noche a Mestalla. Enfrente, un conjunto que aún no conoce la derrota, que ha sumado 20 puntos, que mira a sus rivales desde lo alto de la tabla y que se muestra intratable en su estadio (ha ganado los cuatro partidos disputados al Mallorca, Osasuna, Deportivo y Numancia, ha logrado doce goles y sólo ha encajado dos).

Toda la teoría, por lo tanto, está en contra del Racing, que se agarra como nunca a las estadísticas de los últimos años (no pierde en Valencia desde hace tres años) para tratar de insuflarse algo más que ánimos y moral.

En la búsqueda de este resultado positivo, López Muñiz introducirá varias modificaciones en su once titular. El primero, afectará al sistema de juego. El asturiano tiene decidido volver al 4-1-4-1 que, hasta la fecha, le ha dado los mejores resultados.

Con la ausencia de Garay, aún lesionado, López Muñiz contará con una defensa formada por Pinillos, César Navas, Marcano y Sepsi. Moratón será nuevamente el 'hombre tapón' en el centro del campo, en el que también estarán Gonzalo Colsa y el francés Lacen. La ausencia de Valera por sanción -fue expulsado en el partido de Copa- llevará a Pedro Munitis a la banda derecha. Serrano estará en la izquierda. La principal duda estará arriba: Tchité, Pereira y Juanjo se pelean por una plaza para la delantera que, en principio, parece reservada por el congoleño tras su gol en Soria.

Fuente: El Diario Montañés


Publicado por Castro2 @ 11:42 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario