S?bado, 11 de octubre de 2008

El club propone incluir una 'zona de ocio' en la ampliaci?n del estadio

El Racing pretende aprovechar su proyecto de ampliación de los Campos de Sport para crear una «zona de ocio» que asegure la viabilidad económica del club. Ése es, a grandes rasgos, el contenido de la alegación que ha presentado al Plan de Ordenación Urbana de Santander.

Según el club, se trata de aprovechar la ampliación del graderío en 6.000 asientos, un proyecto que responde, en opinión de la directiva, a la nueva realidad deportiva, y convertir la nueva superficie ganada en «una zona intermedia de ocio, dotada de zonas comerciales, restaurantes ».

Pero el Racing quiere exprimir al máximo las posibilidades del estadio y convertir todos sus espacios interiores, actualmente en desuso, y que suponen unos 5.000 metros cuadrados, en parte de esa nueva superficie de ocio.

Junto a esto, propone la construcción de un aparcamiento subterráneo en la zona que ahora ocupa el de superficie, para adecuar la dotación de plazas a las necesidades tanto de los aficionados como de los potenciales usuarios de la nueva área de ocio y servicios. Incluso indica que esta obra «podría permitir al Ayuntamiento la ampliación del Parque de Mesones, eliminando el vial que actualmente lo atraviesa, con el consiguiente valor añadido que esta actuación supondría para la ciudad». 

Beneficio para todos

La alegación, insiste el club, «no pretende otra cosa que compatibilizar el interés de la ciudad y del equipo de forma que ambas salgan beneficiadas, ya que como no puede ser de otra manera, el beneficio del Racing es, evidentemente, el beneficio de Santander».

Los dueños del Racing fundan su petición en la necesidad de adecuar las dotaciones al desarrollo que ha experimentado esa zona de la ciudad en los últimos veinte años. Recuerdan que el campo ocupa, desde 1986, una parcela de la que también forman parte los aparcamientos adyacentes, abiertos al uso público. El nuevo Plan General contempla dicha superficie como suelo urbano consolidado, con la calificación de equipamiento deportivo. «En sus orígenes, el campo de fútbol se ubicó en esta zona periférica de la ciudad, si bien transcurridos veinte años el entorno se ha transformado por completo debido a las nuevas comunicaciones, al crecimiento de la población por el desarrollo urbanístico de Cueto-Valdenoja y, más recientemente, por la inauguración del Parque de Las Llamas». 

Zona estratégica

«Esto ha convertido la parcela del campo de fútbol en una zona estratégica, un nexo de unión entre el norte y el sur de la ciudad, pero que sigue ligada a la temporalidad, gran ocupación en la temporada estival y los días de partido y en un vacío desolador el resto del año».

La solución consiste, a su entender, en transformar este «área privilegiada» en «referencia del ocio y del esparcimiento». «¿Qué falta entonces?», se preguntan. «Sólo proporcionar los servicios de los que carece la zona, sobre todo para las familias y sectores más jóvenes, es decir, espacios de ocio resguardados, zonas comerciales, cines, zonas de actividades lúdicas, restaurantes, etc».

Los responsables de la entidad deportiva conciben el estadio como «un espacio abierto, cómodo, amplio y seguro, de reunión y ocio». Para hacerlo realidad «se aprovecharían todos los espacios interiores del estadio que actualmente se encuentran sin uso y, al mismo tiempo, se crearían nuevos espacios aprovechando la ampliación del estadio en su tribuna este», que es la que da al Parque de Mesones.

Más aficionados

Esa ampliación resulta precisa, según el club, para que se pueda seguir satisfaciendo la demanda de asistencia de los aficionados, «que por segundo año consecutivo, han sobrepasado con creces la capacidad» del campo. 

Aprovechando esta obra, «se crearía una zona intermedia de ocio, dotada de zonas comerciales, restaurantes, etc». Al mismo tiempo, se habilitarían los espacios interiores antes citados, que podrían utilizarse como «gimnasio y centro de recuperación deportivo, sede y museo de la Fundación Real Racing Club, guardería, centro comercial, etc».

«Por parte del Racing entendemos que con estas actuaciones la ciudad gana doblemente al potenciar los servicios a los ciudadanos en una zona claramente deficitaria, y al facilitar que, mediante la gestión de estos servicios el club que representa a la ciudad, garantice la viabilidad de la financiación que le permita su continuidad y estabilidad deportiva, paliando el déficit de ingresos con que parte el Racing al inicio de cada temporada, sin tener que desprenderse de sus jugadores importantes, sus principales activos, y paseando su nombre y el de su ciudad, como hasta la fecha, por las principales ciudades de España y de Europa».

Fuente: El Diario Montañés


Publicado por Castro2 @ 10:26 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario