Martes, 07 de octubre de 2008

Desolaci?n,victoria, problemas

Los designios del dios del fútbol son también inescrutables. Andaba el racinguismo resignado a la desolación del furgón de cola cuando de nuevo se obró el milagro en Pamplona: Marcano aguantó hasta el tiempo añadido para pisar por vez primera el campo rival, envió su primer balón al área, magnífico, y Valera mandó a la red el único balón que tocó con acierto. En un minuto glorioso despedimos la crisis, escalamos hasta el decimocuarto lugar en la tabla y disipamos los negros nubarrones. 'Maestro, que suene La fuente de Cacho'.

Bien, podemos transitar la senda de la euforia hasta donde el forofismo alcance o tomar distancia y echar un vistazo a los 90 minutos anteriores al gol. Para empezar, la ola de estupefacción que sacudió a los racinguistas a propósito del once titular. Una duda nos corroe: ¿Una simple fórmula de rotación, una declaración de principios, un experimento a la desesperada? 

En cualquier caso, López Muñiz se las arregló para encajar cuatro defensas centrales entre diez jugadores de campo -ojo, esta vez no era el Barça, era Osasuna- de modo que el equipo pareció inofensivo incluso en los muchos minutos que tuvo superioridad numérica, desde que Garay marró su segundo penalti consecutivo, una muestra más del tono gris que desde el comienzo de temporada luce nuestro campeón olímpico, con quien (todavía) contamos como una pieza clave del Racing. La lesión de Juanjo puede justificar la solitaria y pelea del pequeño Jonathan Pereira frente a las torres pamplonicas pero la repetida ausencia de Gonzalo Colsa -que no está bien, tampoco peor que cualquier otro y merece más crédito que nadie- requeriría alguna explicación. Subrayamos aquí el principio de autoridad del entrenador pero el Racing no está para restar. Hay dos semanas para arreglar un problema que amenaza al vestuario..

'Bueno, hemos ganado, que era de lo que se trataba'. En efecto, el fútbol tiene estas cosas porque le debe mucho al azar. No debemos olvidarlo cuando la fortuna cambie de dueño cualquier día de estos.

Fuente: El Diario Montañés


Publicado por Castro2 @ 18:17 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario