Lunes, 01 de septiembre de 2008

Empate de menos a m?s

Racing y Sevilla estrenaron la Liga BBVA Primera división con un empate en El Sardinero que se antojó justo merced a las oportunidades de las que dispusieron ambos conjuntos en un duelo muy igualado donde la emoción fue de menos a más y que pudo saldarse con mayor número tantos en su recta final.

Luis Fabiano adelantó al Sevilla en el minuto 70 tras un despiste general de la defensa local. Error que fue subsanado por Juanjo apenas cinco minutos después. Recién salido al terreno de juego, el racinguista aprovechó un gran centro para batir a Palop, que nada pudo hacer ante el disparo de su rival.

Mal aperitivo de lo que será una temporada intensa para Racing y Sevilla el que ofrecieron ambos conjuntos en la primera mitad. Un primer tiempo en el que el Sevilla se hizo dueño y señor del balón, mostrándose muy seguro en defensa pero adoleciendo de intención en el ataque. Al equipo de Manolo Jiménez le faltaba un punto de precisión arriba y no acababa de conectar con sus hombres en punta, más teniendo en cuenta que a Luis Fabiano le faltaba aún por despertar en el partido.

Falta de intenciones
El conjunto cántabro apenas inquietaba a la ordenada zaga visitante, pero veía como su rival tampoco ponía en demasiados compromisos la meta de Toño y el público de El Sardinero cada vez se aburría más en la grada ante la falta de oportunidades de unos y otros.

Justo antes del descanso el duelo pudo cambiar drásticamente con un penalti que Undiano Mallenco señaló a favor del Racing. Se equivocó Squillaci en una jugada que no parecía llevar peligro a la meta de Palop. El central sevillista salió a despejar y acabó llevándose por delante a Lacen. Una pena máxima justo antes del descanso que el público santanderino celebró por todo lo alto, ansioso de disfrutar del primer gol de la temporada.

Pero entonces apareció Palop para cruzarse en el camino de Garay. El argentino, homenajeado en los prolegómenos del partido por el oro logrado en los Juegos de Pekín con su selección, permitió que el meta valenciano adivinara sus intenciones y vio como su lanzamiento hacia la izquierda era despejado de puños por su rival.

El despertar general
Así las cosas, y pese a que el arranque del segundo tiempo pareció plantear más de lo mismo, ambos conjuntos consiguieron ir despertando de su letargo.

Conscientes de que esta no era forma de iniciar con buen pie la temporada, el partido fue creciendo en emoción según pasaban los minutos.

El partido se fue abriendo y, justo cuando el Racing parecía más metido en el partido, los andaluces se adelantaron con una falta que tocó de cabeza Kanouté para Luis Fabiano para que el brasileño se encargara de estrenar la cuenta de la temporada para el Sevilla en mitad del desconcierto de la zaga local.

Pero la respuesta de los de Muñiz, nervioso durante todo el partido, no se hizo esperar. Cinco minutos después, y tras ver como el Sevilla pudo haber incluso aumentado su renta por mediación de Adriano con un diapro que salvó Toño 'in extremis', el recién salido Juanjo se encargó de salvar los muebles en el debut de su 'mísster' con un remate demoledor de cabeza tras una gran pase de Pereira desde la derecha.

En la recta final del partido las ocasiones se sucedieron y el Racing estuvo cerca de marcar el segundo gol, creando mucho peligro por la bandas con Serrano como abanderado, pero todo acabó con reparto de puntos, un resultado que hacía justicia merced a lo visto sobre el tereno de juego.

Fuente: El Diario Montañés


Publicado por Castro2 @ 18:06 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario