Mi?rcoles, 27 de febrero de 2008

La historia debe continuar

Llegó el día. Ha sido casi un mes de espera desde la histórica noche de San Mamés en la que el Racing se clasificó para las semifinales de Copa del Rey, pero ese recuerdo pasará a ser efímero y se lo llevará el viento si los hombres de Marcelino no dan continuidad hoy a la historia que comenzó a escribirse hace tiempo. El entrenador asturiano juntó a un grupo de hombres a los que designó la misión de comenzar a convertir al club en ganador después de 95 años en tierra de nadie; compitiendo con los mejores pero sin tocar nunca pelo. El técnico, ganador nato, no entiende que el Trofeo de la Galleta sea el máximo logro de una entidad casi centenaria. Subió a sus jugadores al tren del éxito y parece que se han aferrado bien a él para no bajarse. Es la línea a seguir para impedir que el Getafe le expulse de él y alcanzar así una final de Copa del Rey que el Racing merece tanto por historia como por presente.

La fortuna designó el coliseo Alfonso Pérez como escenario del primer duelo entre Getafe y Racing en la pugna por alcanzar el último escalón en el torneo del K.O. Ambos conjuntos alcanzan la histórica cita en un buen momento. Los cántabros han ahuyentado en los últimos diez días las dudas surgidas por su sequía de victorias en Liga mientras que los azulones son, hoy en día, el único representate español en la UEFA y el único capaz de ganar en el Bernabéu en mucho tiempo. Y todo esto lo ha logrado en siete días, por lo que desborda optimismo por los cuatro costados.

Los dos equipos comparten sonrisas y quieren protagonizar la revolución de los equipos modestos a los que algunos llaman molestos. El Gatafe ya sabe algo de eso pues tiene la experiencia de la final que disputó el año pasado contra el Sevilla. Hizo historia al llegar tan lejos pero ahora ya no le vale con eso, sino que quiere el título para no volverse a quedar a medias. Pero el Racing está cansado de no llegar ni siquiera a medias. Quiere protagnismo y dar la nota después de 95 años con las orejas gachas y, para eso, debe conseguir en el Alfonso Pérez un resultado que le permita mantener la eliminatoria con vida con el objetivo de finiquiarla en Santander y que el 19 de marzo sea designado como día de fiesta en Cantabria en un futuro.

Ese día se celebrará el segundo duelo de la eliminatoria. Habrá tres semanas de por medio para prepararlo y mucho de lo que suceda dependerá de lo que pase hoy en Getafe. Marcelino, después de sufrir la falta de camas en su enfermería, contará con todo su arsenal para afrontar la histórica cita. Munitis, Duscher, Jorge López, Toño... Todos están disponibles después de semanas renqueantes y apartados. Y son jugadores importantes y de los que dejan impronta de su presencia sobre el terreno de juego.

Más problemas tiene Laudrup, que sufre las ausencias, que tampoco le cogen por sorpresa, de Signorino, Pallardó, Sousa, Cortés, Mario Álvarez y Gavilán. Demasiadas para un proyecto que no presume de millones pero, con lo que tiene, está haciendo milagros. El objetivo del Racing hoy será sacar los colores al Getafe y que quede en evidencia su amplia nómina de ausencias.

Fuente: Alerta
Publicado por Castro2 @ 23:03 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario