Mi?rcoles, 16 de octubre de 2013

El Racing sigue negociando con el empresario georgiano Gocha Abzianidze

El consejo de administración del Racing tiene previsto cerrar hoy, in extremis, un acuerdo para la venta del club con el empresario Gocha Abzianidze, cabeza visible de un grupo empresarial georgiano, con sede en Madrid y el País Vasco. A estas horas, las negociaciones entre ambas partes continúan, en una jornada en la que se cerrará la tercera fase de la ampliación de capital de la entidad cántabra.

Según ha podido saber EL DIARIO MONTAÑÉS, Abzianidze estuvo presente ayer en el encuentro entre España y Georgia, disputado en Albacete, donde tuvo la oportunidad de saludar al embajador de su país en España, aunque no estuvo en el palco de autoridades. Tras el partido, el empresario continúa en Madrid.

Por su parte, el presidente Ángel Lavín ha confirmado que existe un acuerdo con un grupo inversor internacional y que sólo queda la firma ante notario para sellar el compromiso. En estos momentos, Lavín cierra la operación en el País Vasco y los futuros dueños del equipo podrían realizar una transferencia económica en cuestión de horas. La directiva del Racing explicó que había un segundo grupo inversor dispuesto, incluso a compartir la propiedad, pero finalmente esa opción se ha desechado.

El grupo que quiere comprar el club tiene presencia en cinco países, incluido España y “una cierta vinculación con el mundo del fútbol”, según señala Ángel Lavín, que no quiso revelar ningún nombre hasta que el acuerdo esté cerrado para no entorpecer la operación.

La segunda prórroga de la operación de ampliación de capital lanzada por la directiva acaba hoy, y, según fuentes del club, los inversores, de origen georginao, asiático y europeo, están dispuestos a aportar los 4,5 millones de euros necesarios para hacerse con la propiedad de la entidad verdiblanca y a asumir el total de las obligaciones pendientes de pago y, en concreto, los 36 millones de deuda.

Pese al preacuerdo alcanzado, el grupo de inversores quiere conocer a fondo el convenio concursal en vigor, el expediente de regulación de empleo (ERE) que afecta a la plantilla, la situación judicial del club y el total de la masa acreedora antes de comprometer su firma en un contrato de compraventa. El consejo de administración del Racing, que ha remitido a los compradores la “exhaustiva” documentación solicitada, confía en dejar sellado hoy el acuerdo.

Lo que tampoco es descartable es que, en caso de que el trato no se cierre, el consejo de administración prorrogue una vez más el plazo. Hasta en dos ocasiones Ángel Lavín así lo ha hecho, en una estrategia para ganar tiempo e intentar conseguir un inversor y poder seguir controlando el club cántabro.

De los 4,5 millones que pretendía recaudar la operación, los accionistas sólo han suscrito títulos por valor de 33.500 euros. Y es que desde un primer momento, los pequeños propietarios manifestaron su intención de no acudir a la llamada del Consejo, ya que no se fiaban de las intenciones del órgano que preside Ángel Lavín.

Las prórrogas

El Racing decidió el 30 de septiembre prorrogar de nuevo la fecha de cierre de la ampliación de capital, que estaba previsto concluyera ese mismo día, incumpliendo una vez más las condiciones señaladas en el Boletín Oficial del Registro Mercantil (Borme) del 17 de junio: «La ampliación de capital durará como máximo dos meses desde la finalización de la primera fase». La misma concluyó el 17 de julio. Después de una primera extensión de 13 días, hasta este 30 de septiembre, y al no cubrirse las cantidades previstas, la junta directiva ha vuelto a poner una nueva fecha: el 16 de octubre.

Sin embargo, el club, a través de un comunicado, aseguró que la Junta General extraordinaria de la sociedad celebrada en junio de 2013 "aprobó ampliar el capital social de la sociedad y aprobó igualmente delegar en el Consejo de Administración las facultades para señalar la fecha en que el acuerdo debía llevarse a cabo en la cifra acordada".

Ya en la primera prórroga, los Exjugadores hablaron de una decisión "ilegal" y anunciaron que incluirían los hechos en la querella presentada y que llevará a Ángel Lavín y Francisco Pernía a declarar como imputados ante el juez.

De acuerdo con la Ley de Sociedades Anónimas Deportivas, el mínimo para cubrir la ampliación de capital está fijado en 1.478.946,54 euros y el importe desembolsado hasta el cierre de la segunda fase fue de 33.500 euros.

En caso de que la ampliación se cierre sin éxito, desde el Consejo han asegurado en varias ocasiones que la única medida que les quedaría por tomar sería solicitar la liquidación.

Fuente: El Diario Montañés


Publicado por Castro2 @ 18:02 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario