Mi?rcoles, 08 de mayo de 2013

Las matemáticas obligan al Racing a ganar los cinco partidos que quedan

El Racing está obligado a ganar los cinco partidos que restan para que finalice la temporada. Si el equipo consigue el pleno, los cántabros tendrán un 76,29% de posibilidades de salvarse. Para ello tienen que ganar al Real Madrid Castilla, Guadalajara y Hércules, en El Sardinero, y al Sabadell y a la Ponferradina, a domicilio. Un reto difícil el que se le presenta a un equipo que tan sólo ha sido capaz de ganar nueve partidos en las 37 jornadas que se han disputado.

Estas son las principales conclusiones extraídas de un estudio realizado por la empresa Merlín Cantabria para EL DIARIO MONTAÑÉS, tendiendo en cuenta a los cuatro rivales directos del conjunto cántabro por evitar el descenso: Huesca, Murcia, Hércules y Mirandés. La afición del Racing no quiere perder la esperanza, pero los fríos datos confirman que la dificultad es máxima. Merlín Cantabria ha tenido que barajar 387.420.489 posibles casos en el estudio, entre los cinco equipos involucrados en tan delicada situación. La conclusión más contundente es que si los de Menéndez son capaces de vencer a todos sus rivales, el porcentaje de probabilidades de salvación es bastante esperanzador. Pero si por lo contrario, en cualquiera de los cinco partidos, no lograse sumar más que un empate, aún ganando los cuatro restantes, las posibilidades descenderían a la mitad (35,76%). Es decir, al Racing no puede cometer ni un solo error.

Pocas opciones quedarían si los de Menéndez empatan dos partidos y consiguen tres victorias. Su porcentaje de éxito se situaría en un paupérrimo 8,11%.

Si cae derrotado en alguno de los partidos, las posibilidades de continuar una temporada más en Segunda División se reducirían dramáticamente a sólo un 2,49%. Por más números y cuentas que echen los futbolistas, sólo les queda hacer algo que no han conseguido -al menos, en la última década-, y que sería propio de un equipo campeón. Ganar cinco encuentros consecutivos se antoja más que difícil.

Salvo en la pasada campaña, donde se consumó el descenso a Segunda, y se vio algún ejemplo de tres victorias consecutivas, el 'repoker' (cinco seguidas) nunca se ha conseguido.

Un mes desastroso

De los cuatro equipos implicados en la permanencia, las estadísticas le dan casi por salvado al Hércules. Los alicantinos, que visitarán El Sardinero en el último partido de Liga, en todos casos planteados en el estudio, tienen más de un 73% de posibilidades de mantener la categoría.

No obstante, el Mirandés, el conjunto que marca en estos momentos la salvación, vería reducidas sensiblemente sus opciones de permanencia si el Racing es capaz de ganar los cinco partidos (31,97%). Ahora bien, en el caso de que el equipo se deje puntos por el camino, los burgaleses serán los más beneficiados para hacer realidad el sueño de continuar en Segunda. Por su parte, el Huesca es al que peor panorama se le presenta, si los verdiblancos logran la salvación. En ninguno de los seis casos propuestos, en los que el Racing sume de quince a nueve puntos, los oscenses superarían el 3,21% de opciones.

El Murcia, que en la actualidad tiene cinco puntos más que los de Menéndez, no tendría más de un 32,99% de opciones de salvarse en cualquiera de los casos.

Por tanto, el margen de error es mínimo, por no decir nulo. Los pobres resultados obtenidos por los verdiblancos durante el último mes, incapaces de sumar un sólo punto, han condenado al equipo a tener que hacer un milagro. Hace exactamente un treinta días, en la jornada 33, el Racing estaba fuera del descenso con 35 puntos, los mismos que Mirandés y Murcia. Además, aventajaba en uno al Hércules y en tres al Huesca.

Sin embargo, las cuatro derrotas seguidas ante Girona, Villarreal, Barcelona B y Almería le han estancado, mientras que sus rivales han escapado del abismo. Los alicantinos han sumado diez puntos de los doce posibles y de esta manera, después de ocupar puestos de descenso durante prácticamente todo el año, tienen ahora el horizonte muy despejado. Por su parte, el Mirandés ha sido capaz de conseguir siete puntos en el mes de abril -dos victorias y un empate- que le permiten depender de sí mismo para lograr el reto. Incluso el Huesca, que tampoco ha podido salir de la 'quema', subió a su casillero cuatro puntos, un triunfo y un empate, que le han servido para estar, al menos, por delante de los cántabros. El Racing es, junto al Xerez, colista de la categoría y descendido matemáticamente, el único equipo de toda la Segunda División que no ha sido capaz de sumar ni un punto en abril.

Por si fueran poco negativos todos estos datos, los resultados, en la primera vuelta, del Racing ante los cinco rivales que le quedan tampoco son halagüeños. El equipo santanderino entrenado por Fabri y Aurelio Gay, en aquel momento, sumó cuatro puntos, gracias a un victoria ante la Ponferradina y un empate con el Guadalajara.

Fuente: El Diario Montañés 


Publicado por Castro2 @ 22:48 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario