Jueves, 08 de noviembre de 2012

El Racing rectifica y renuncia a limitar la presencia de los minoritarios en las Juntas

El Consejo de Administración del Racing ha renunciado a su intento de limitar la presencia de los accionistas minoritarios en las Juntas Generales, después de la polvoreda que levantó ayer la publicación por este periódico de las intenciones de los dirigentes racinguistas en este sentido. Los responsables del club han optado por modificar el orden del día de la Junta General Ordinaria, que finalmente se celebrará el 19 y 20 de diciembre en el Hotel Real de Santander. El guión de la asamblea mantiene, por el contrario, la aprobación de las remuneraciones para Ángel Lavín, en su condición de director ejecutivo, y para un director de seguridad, que según fuentes del club podría no ser José Campos, sino «un profesional».

La oposición de Manolo Saiz frustró el propósito del resto de consejeros de aprobar en una votación no presencial el orden del día de la Junta. Por tanto, los miembros del Consejo tendrán que reunirse físicamente mañana viernes para dar el visto bueno a un orden de día, que ha sufrido modificaciones. El documento que pretendía sancionar en la reunión 'online' planteaba que «para asistir a la Junta General será precisa la posesión de un número mínimo de acciones del uno por mil del capital social». Esta exigencia dejaba fuera a la gran mayoría de pequeños accionistas de la Junta, ya que sólo Alí Syed (WGA), José Antonio González 'el Guaje', la Asociación de Peñas Racinguistas (APR) y Pepín Nereo cumplen este requisito. La divulgación por EL DIARIO MONTAÑÉS de este plan levantó ayer una cascada de críticas.

A primera hora de la tarde de ayer, el Racing emitió un comunicado en el que aseguraba que la limitación de presencia de accionistas en la Junta obedecía a un intento de adaptar los estatutos del club a la Ley de Sociedades de Capital. Sin embargo, las fuentes consultadas por este periódico sostienen que no es necesario este trámite. De hecho, el requisito ha desaparecido del nuevo orden del día que el Consejo aprobará mañana para la Junta General de diciembre. La nueva redacción se limita, en este sentido, a establecer la necesidad de anunciar la Junta «mediante un anuncio publicado en la página web de la sociedad con al menos un mes de antelación». Sin embargo, lo que no han eliminado ha sido la modificación estatutaria relativa al número mínimo de miembros que deben conformar el Consejo de Administración de la entidad. De esta forma se pasaría de los siete actuales a sólo tres.

Tampoco ha desaparecido del documento la intención del Consejo de emprender acciones legales contra el consejero díscolo. Así, en el punto tercero aparece «el ejercicio de acción social de responsabilidad frente al consejero Manuel Saiz Balbás por el retraso de facturación por publicidad inherente a su oposición a la adopción de acuerdos por escritos el 23 de agosto, y la no asistencia al consejo presencial del 28 del mismo mes».

Los sueldos

El órgano de gobierno del club mantiene intacta su intención de aprobar la retribución a Ángel Lavín, no como presidente ya que lo impiden los estatutos, sino como director ejecutivo. El máximo responsable del Consejo fue dado de alta el 1 de octubre en la Seguridad Social, pero aún no ha cobrado nada porque su sueldo requiere del visto bueno de la Junta General de Accionistas. El artículo 30 de los estatutos del club permite a los consejeros percibir «una asignación fija mensual, dietas de asistencia a reuniones y en una aportación en los beneficios líquidos en la cuantía y porcentaje que determine para cada ejercicio la Junta General de Accionistas».

Según fuentes del club, el propósito del Consejo consiste en asignar a Lavín una remuneración «similar a la del director general, Antonio Corino, que rondaría los 70.000 euros anuales». Las mismas fuentes sostiene que el otro sueldo que se pretende aprobar para un director de seguridad «no tendría por qué ir destinado a José Campos ya que se está barajando la posibilidad de contratar a un profesional a la vista del enrarecido clima que rodea al club». En esta hipótesis Campos «se dedicaría a la organización del Centenario sin remuneración fija».

Otro punto del orden del día que también se repite en la nueva convocatoria es la de «intervenir» en el juicio de la próxima semana entre Alí y Montalvo «en aras de la seguridad jurídica necesaria para la ampliación de capital». Sin embargo, aparece por primera vez «la ratificación del nombramiento como consejero de Álvaro Rodríguez-Quiroga Torres, nombrado por cooptación, por cinco años, hasta el 20 de mayor de 2017».

Fuente: El Diario Montañés


Publicado por Castro2 @ 19:34 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario