Viernes, 05 de octubre de 2012

El silencio del director general de deporte

El director general de deporte del Gobierno de Cantabria, Javier Soler, no quiso dar ayer su opinión respecto a su presencia en el palco de El Sardinero, el pasado sábado en el encuentro ante el Numancia, al considerarse «injustamente tratado» informativamente por este periódico. El máximo responsable en materia deportiva de la región se mostró, asimismo, sorprendido «porque el mayor espectáculo y escándalo en mis trece meses en el cargo sea si voy o no voy al palco. Hay cosas más importantes», añadió.
La polémica sobre su presencia surgió cuando la Asociación Unificada de Pequeños Accionistas (AUPA) solicitó tanto al Gobierno regional como al Ayuntamiento de Santander que no acudieran a la zona noble del estadio. Por parte del consistorio, Luis Morante, representante habitual, no estuvo presente. Sin embargo, el Ejecutivo no se pronunció sobre la petición de los pequeños propietarios y Javier Soler se sentó junto al presidente verdiblanco, Ángel Lavín 'Harry'.
El miércoles, el presidente regional Ignacio Diego aseguró que Soler había acudido como «aficionado y forofo». Sin embargo, desde el club verdiblanco, Lavín afirmó que «todo aquel que viene al palco lo hace porque desarrolla un cargo institucional».
Tres partidos fuera
Cuando ayer, EL DIARIO MONTAÑÉS se puso en contacto con Soler, éste rehusó dar su opinión. El motivo esgrimido fue el no estar «contento» por el trato recibido hacia su persona como hacia «el trabajo del Gobierno». Hasta el próximo 21 de octubre el Racing no jugará de nuevo en El Sardinero. Será ante el Lugo de Quique Setién. Ese día se conocerá si el Gobierno regional envía algún representante al palco. De momento, el calendario ha querido que el club verdiblanco juegue tres compromisos seguidos lejos de Santander.

Fuente: El Diario Montañés


Publicado por Castro2 @ 16:42 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario