Martes, 07 de agosto de 2012

El Gobierno espera el arbitraje para noviembre

El caos institucional existente en el Racing desde hace año y medio puede alcanzar niveles cercanos al paroxismo en otoño. El caos. El 19 de octubre está fijada en Madrid la vista previa de la demanda que Jacobo Montalvo tiene interpuesta contra Alí por impago de las acciones y para un poco más tarde, en noviembre, espera el Gobierno de Cantabria que la corte de arbitraje de la Cámara de Comercio de Madrid resuelva el litigio que ha entablado contra las empresas de Alí y Montalvo.

El problema es que estas dos citas, lejos de aclarar el panorama accionarial en el club, pueden todavía complicar aun más la vida del Racing. Lo primero que se va a resolver es el arbitraje ya que en el otro caso, Montalvo contra Alí, tras la vista previa pasarán varios meses antes de que se celebre el juicio, haya una sentencia y le devuelvan las acciones impagadas. Y eso, precisamente, puede hacer que lo que decida la corte de arbitraje quede empantanado. Sin efectos prácticos.

Lo que solicita Cantur en el arbitraje es que se vuelva a la situación anterior a la venta de Zurich, es decir, que la propiedad sea de Dumviro, la empresa de Montalvo, y que el Gobierno de Cantabria recupere la prenda sobre el paquete mayoritario, pero, claro, como la propiedad de los títulos está, desde antes, en litigio en un tribunal de primera instancia, la mayoría de los expertos consultados por AS creen que, a efectos prácticos, la decisión del arbitraje podría no ser aplicable hasta que se resuelva el juicio. Difícilmente antes de abril o mayo de 2013. Es decir, que si Cantur gana el arbitraje los actuales gestores (elegidos en nombre de las acciones de AlíGi?o quedarían moralmente desautorizados pero, dado que eso no les preocupa, podrían seguir mandando.

Los fondos. Además, por si faltaba algo, Dumviro se ha negado a pagar los 20.000 euros que como provisión de fondos le exigía la Cámara de Comercio de Madrid. Montalvo dice que no acepta el arbitraje, ya que el contrato marco a tres bandas al que se refiere Cantur en su demanda entiende que ha sido superado por contratos diferentes del Gobierno con WGA, por un lado, y con Dumviro, por otro. Quién si ha provisionado ha sido Cantur y, sorprendentemente, Alí Syed. El indio cambia mucho de abogados y con alguno mantiene diferencias sobre el pago de sus honorarios, pero parece que esta vez sí pasó por caja.

A todo esto añadan que en el mes de septiembre se llevará a cabo el proceso de calificación del Concurso de acreedores y que lo más probable es que los administradores lo consideren 'culpable', lo que dejaría muy tocado, moral y legalmente, a Francisco Pernía, hombre fuerte en la sombra del actual Consejo.

Fuente: As 


Publicado por Castro2 @ 17:13 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario