Mi?rcoles, 25 de enero de 2012

Los administradores solicitan a Alí que nombre un Consejo de garantías

La intención de los abogados de Alí era una y la de los administradores concursales, otra. Melanie Schärer y Weber Horst se desplazaron a Santander y se entrevistaron, tal y como adelantó EL DIARIO MONTAÑÉS, con los gestores para salvaguardar los intereses del empresario indio -y de paso ver si podían recuperar parte del dinero invertido-. Por su parte, Ruiz Asenjo y el director general, Antonio Corino, les marcaron su principal y único objetivo: que nombren a un Consejo de Administración de garantías para que en un futuro de la entidad, desde el punto de vista legal, no corra peligro. Además, los letrados también se reunieron con los representantes de las peñas en una cafetería del Sardinero.

De poco sirvió el encuentro que en la noche del lunes se produjo entre los representantes del todavía máximo accionista y los administradores en la capital santanderina. La reunión se produjo en la capital cántabra con máxima discreción, tal y como había solicitado previamente la abogada suiza. Tras varias horas de debate, la conclusión que sacaron los administradores es que las dos partes hablaban idiomas distintos. Aunque ayer por la tarde, en el encuentro mantenido por las peñas, Horst y Schärrer, comunicaron «su interés de solucionar el tema institucional», lo cierto es que un día antes su mayor preocupación fue interesarse por la forma en la que su representando podía recuperar parte del dinero invertido en su día.

Los administradores, sin embargo, les urgieron a que designaran cuanto antes un Consejo de Administración de garantías, ya que el actual está desposeído de sus funciones. Y es que los gestores necesitan de este órgano para presentarle el convenio de acreedores -que aunque van a a elaborar ellos, debería ser labor del Consejo- para su aprobación y posterior cumplimiento.

En caso de que no lo hagan, y si lo hacen y no les transmite buenas vibraciones, la Sociedad Anómina Deportiva Real Racing Club podría entrar en problemas aún mayores.

«¿Queréis estar vosotros?»

Weber y Horst pasaron la noche en un hotel de Santander para reunirse con los peñistas, tal y como les habían solicitado por correo electrónico. Aunque no se habían cumplido todas las premisas necesarias para ello, los representantes de la 'hinchada' accedieron.

A las cuatro de la tarde, Bernardo Colsa, Gonzalo Rodeño y Serafín Díez se citaron con los abogados de Alí en la sede de las Peñas. Al detectar la presencia de fotógrafos en las puertas de acceso a la sede de la APR, los abogados decidieron buscar un lugar más seguro, libre de miradas indiscretas. Así, que eligieron verse las caras en la Cafetería Piquío, muy cerca del estadio. Allí estuvieron durante dos horas. «¿Queréis formar vosotros parte del Consejo?», les preguntaron. «No. Las peñas estamos para otras cosas», les respondió Colsa.

La cita terminó para los representantes de las peñas con las mismas dudas que empezó.

Fuente: El Diario Montañés 


Publicado por Castro2 @ 18:09 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario