S?bado, 29 de octubre de 2011

Los jugadores tratan de evadirse de la crisis y pensar solo en el Betis

El entrenamiento, a puerta cerrada. Pero es algo habitual antes de los partidos de liga. Y el aparcamiento reservado para Francisco Pernía, vacío. Los jugadores del Racing tratan de evadirse de los problemas surgidos en el Consejo de Administración del club y pensar solo en el encuentro de mañana contra el Betis.

Algunos jugadores declinaron pronunciarse, otros, los que sí hablaron, apelaron a alejarse del tema extradeportivo para centrarse en lo futbolístico. Tímidamente, alguno se atrevía a decir, que si toda esta crisis en buena para el club, pues bienvenida sea.

La normalidad ha presidido la primera sesión tras la dimisión del presidente del club. Héctor Cúper trabajó con sus hombres a puerta cerrada en los campos de El Sardinero para ultimar la preparación del encuentro de liga. A la salida del estadio, una docena de aficionados se congregaron para ofrecer sus ánimos a todos los miembros de la plantilla.

En general se espera para mañana un mejor ambiente dentro del campo, tras las críticas desde las gradas de los últimos encuentros. Esta mañana algunos aficionados se jactaban de las bondades de la dimisión de Pernía, e incluso incitaban al resto a celebrarlo. Hubo quien intentó, sin éxito, dejar la furgoneta en el lugar del Audi A8 de Pernía, pero no pudo ser.

Fuente: El Diario Montañés 


Publicado por Castro2 @ 19:48 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario