S?bado, 27 de agosto de 2011

La temporada 'judicial'

Al Racing le tocará jugar también sobre alfombras y parquets. Y es que su futuro no sólo está en el césped. En pleno proceso concursal, el club inicia la temporada a la espera del informe que Santiago Ruiz Asenjo, Alejandro Alvargonzález y Ramón Camarena deben presentar. Los administradores judiciales serán tan protagonistas como Colsa, Arana o Stuani. O más. Sus decisiones marcarán la actualidad económica de un club que debe dinero y está sometido, por tanto, a una austeridad numérica inamovible. Será el año del convenio, de las quitas, de la lista de acreedores. Pero ese, el de pagar las deudas y hacer viable la entidad, es únicamente uno de los frentes que deben decidirse en los despachos. El futuro está en el aire.

La Liga se inicia con la intención palpable del anterior accionista de recuperar el poder en el club. Jacobo Montalvo ya ha movido pieza en los juzgados para que Alí le devuelva lo que no ha pagado y recuperar el paquete accionarial mayoritario.

Los actuales dirigentes del Racing dejaron clara su visión del futuro en un informe que publicó El Diario Montañés. A su juicio, Montalvo no es la solución porque carece de solvencia económica. La respuesta del responsable de Dumviro fueron unas duras críticas a las ideas de Francisco Pernía y Roberto Bedoya. Ellos, por su parte, siguen convencidos de la necesidad de encontrar nuevos inversores. Un grupo venezolano visitó Santander a mediados de julio y conoció también a los responsables del Gobierno de Cantabria.

El Ejecutivo es otro de los actores que juega un papel fundamental en este difícil 'partido' en el que se juega el futuro del club. Apuestan por inversores, pero con unas garantías que eviten otro Alí paseando por la capital. Y han dejado claro que nada de inyectar dinero público.

Alí, en la sombra

Por detrás de todos ellos, el empresario indio como dueño en la sombra. Con el 99,8 de las acciones a su nombre en el registro y anunciando a los periodistas que le entrevistan que quiere invertir, pero que no le dejan. Alí es el 'malo', el invitado que nadie quiere y al que cada parte trata de desalojar de la propiedad del Racing. Eso sí, cada uno lo hace a su manera y cada uno persigue sus propios objetivos. Y todos no podrán conseguirlos.

Fuente: El Diario Montañés 


Publicado por Castro2 @ 0:38 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario