Jueves, 20 de mayo de 2010

El Racing comunica a Morat?n y Oriol que no cuenta con ellos

Son tiempos de cambio. José Moratón, después de dieciséis años, dirá adiós al Racing el próximo 30 de junio, lo mismo que Oriol tras siete años vistiendo la casaca verdiblanca. Ambos se lo veían venir, pero el pasado martes fue el presidente, Francisco Pernía el encargado de comunicárselo a ambos de manera personal. En el caso del cántabro y uno de los capitanes del equipo fue en «una reunión en el despacho», mientras que Oriol recibió la noticia en el entrenamiento por parte del máximo responsable de la entidad acompañado de Juanjo González.

El tiempo pasaba y nadie se había sentado a hablar de continuidad por lo que todos esperaban el desenlace. «Me lo imaginaba, llevo muchos años en este club y si hubiese sido lo contrario hubiéramos hablado mucho antes. Me voy con pena, está claro, llevo dieciséis años aquí y dejo muchos amigos y más de media vida pero así es el fútbol», asegura José Moratón.

Pese a que se lo intuía, en el caso de Oriol la noticia le llegó un tanto por sorpresa porque hace un mes sí que hubo algún acercamiento. «Ha sido un poco raro porque hace un mes, más o menos, hablamos y me propusieron sentarnos y negociar la renovación cuando se consiguiera la permanencia así que aunque podía imaginármelo sí que me cogió un poco por sorpresa». En cualquier caso, ambos futbolistas han tenido una aportación al equipo un tanto irregular y cada uno tiene una historia particular. Moratón contó, tanto para Juan Carlos Mandiá como para Miguel Ángel Portugal, más bien poco y sólo las lesiones y las sanciones de compañeros le permitieron disputar minutos. En el caso de Oriol, las circunstancias fueron distintas. Defenestrado para el técnico gallego pasó a acaparar un protagonismo importante para el actual entrenador llegando a jugar en todos los puestos de la defensa.

José Moratón abandona, por tanto, la entidad a la que llegó con apenas 13 años. «Me voy orgulloso, con la cabeza muy alta de lo que he podido aportar a este equipo. Dejo personas que me han querido mucho y han sido como mis hermanos, pero la vida de un profesional es así. No quiero estar en un sitio en el que no cuentan contigo, es normal». Para el autor de aquel célebre gol del último ascenso racinguista ante el Atlético de Madrid, estas casi dos décadas han tenido de todo. «Mi mejor momento fue el debut. Lo recordaré siempre. Todo el mundo hablaba muy bien de mí pero nadie me daba la oportunidad y Nando Yosu en el año 1998 me hizo debutar en Primera. El peor momento, sin duda, las lesiones. Después de la primera nada volvió a ser lo mismo».

En el caso de Oriol, deja atrás siete años en la disciplina santanderina. «He vivido un poco de todo. Hemos tenido dos años de mucho sufrimiento y luego momentos buenos con UEFA y todo. Me voy con el gusanillo de no haber jugado una final de Copa. Eso sí me hubiera gustado». El central catalán no le hace ascos a ninguna posibilidad de futuro. «Por un lado tenía ganas de cambiar de aires. Tengo 28 años y es un buen momento para dar un giro a mi carrera. No me importaría ir al extranjero y conocer otro idioma y otras culturas. Ya veremos», concluía el defensa.

«Me veo con fuerzas»

El entrenamiento de ayer en el Racing no tuvo nada destacable salvo para uno de los capitanes de la plantilla, Pablo Pinillos, que recibió en primera persona el comunicado de quién faltaba para que su continuidad fuera confirmada. Miguel Ángel Portugal se lo hizo saber al defensa riojano en el transcurso de la sesión. «Me ha comunicado que puedo ser útil para la entidad y que puedo aportar veteranía y otras cosas al equipo y que puedo ser importante».

Pinillos, como ya manifestara a este periódico en la jornada del martes, se ve con fuerza y con ilusión de cumplir la que puede ser última temporada de su carrera futbolística en Santander. «Yo le he dicho que estoy para cinco o para diez minutos, para jugar de inicio o para lo que mande. Yo lo que quiero es que el Racing cumpla los objetivos y podamos hacer fuerte la entidad y sigamos todos contando». De esta manera Pinillos ve cumplido su deseo de colgar las botas en el equipo con el que más se identifica. «Será, casi con toda seguridad, mi última temporada pero ahora me veo todavía con ganas de aportar y de seguir disfrutando de esta profesión que tengo».

«Además, Santander y el Racing me han dado la continuidad necesaria para formarme más y me veo muy identificado con el club». El propio Portugal le comunicó que ya se había fichado un lateral derecho con el que competirá por el puesto. «Eso es bueno, hay que ponerle las cosas difíciles al entrenador y siempre saldrá ganando el club con la competencia».

El Racing toma decisiones. De entradas y salidas.

Fuente: El Diario Montañés


Publicado por Castro2 @ 20:22 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario