Lunes, 10 de mayo de 2010

Un l?o de combinaciones

Ayer, en los despachos de El Sardinero, andaban como locos buscando una calculadora. La necesitaban para hacer las cuentas propias de los equipos que llegan al final de la temporada con el agua al cuello. Y el Racing, que parecía salvado hace un par de meses, está en esa situación. La derrota del sábado en Valladolid, unida a las anteriores contra el Sevilla, el Tenerife y el Villarreal, por citar las últimas de una lista demasiado larga, han colocado al conjunto santanderino de Miguel Ángel Portugal en una posición tan inesperada como delicada.

Por comenzar por el principio, las cuentas del Racing son muy complicadas. Tanto que el conjunto santanderino puede acabar con sus huesos en Segunda División incluso si gana al Sporting de Manolo Preciado o, por contra, hasta perdiendo con los asturianos puede quedarse en Primera. Vamos, un lío.

La combinación más sencilla para los cántabros sería que ellos ganaran al Sporting y que el Valladolid no pasara del empate en su visita al Nou Camp. En esta situación, el conjunto castellano y el Xerez quedarían por debajo del Racing y los otros dos implicados, el Tenerife y el Málaga, a lo máximo a que podrían aspirar sería a igualar con los santanderinos, y éstos saldrían beneficiados en este caso de triple empate. Serían los canarios los que completarían el terceto del descenso.

A partir de esta primera alternativa las combinaciones posibles son numerosas. Por ejemplo, el Racing pierde y también lo hacen Tenerife Valladolid y Málaga, mientras que el Xerez gana su partido. En este caso, un quíntuple empate, los jerezanos y los cántabros salvan la categoría.

Mal compañero de viaje

En el resto de posibles empates, a los cántabros les interesa no coincidir con el Valladolid, ya que con los castellanos de por medio, el equipo verdiblanco sale casi siempre mal parado. Sólo en dos casos el Racing se salvaría. Uno, si pierde el Xerez y los otros cuatro equipos igualan a 39 puntos. Si se da esta situación, Málaga y Tenerife acompañarían a los de Jerez. El otro es si el Racing pierde, lo mismo que Valladolid y Tenerife, y el Xerez gana. En este caso se irían a Segunda canarios, andaluces y castellanos.

Lo dicho, que el Racing debe evitar al Valladolid en una pelea directa. ¿Por qué? Por ejemplo, porque si tiene que dilucidar un triple empate con los pucelanos y el Málaga, el Racing sería el tercero. Lo mismo ocurre si el Tenerife sustituye a los de la Costa del Sol. El Racing también sería en este caso tercero. Es decir, en ambas situación acabaría perdiendo la categoría. Y todo por la inoportuna derrota del pasado sábado en el José Zorrilla.

Diferentes escenarios

Y a todo esto, ¿dónde se jugarán el futuro los cinco equipos implicados en la lucha por el descenso? Aquí, las fortuna ha sonreído de forma muy diferente a unos y a otros. Hay dos equipos que parecen tener todas las papeletas para acabar la jornada con una derrota más en sus casilleros: El Valladolid y el Málaga. Ambos se enfrentarán a los dos clubes que durante toda la temporada están manteniendo un intenso duelo por el título, como son el Barcelona y el Real Madrid. Los castellanos viajan a la Ciudad Condal, mientras que los andaluces reciben al equipo blanco. Ambos, 'culés' y 'merengues', están obligados a ganar sus partidos si quieren pelear por el campeonato hasta el último momento.

Mejor tienen las cosas los otros tres implicados. El Racing recibe en su campo al Sporting de Gijón, un equipo que selló su permanencia en la última jornada y que acudirá a El Sardinero con los deberes hechos, algo de lo que no pueden presumir los cántabros. Los otros dos equipos de la zona baja se enfrentarán también a conjuntos que no se juegan ya nada a estas alturas del campeonato. Ambos actuarán como visitantes. El Tenerife, en Valencia, y el Xerez, en Pamplona, ante el Osasuna.

El desempate, por medio de una 'liga' entre los implicados

Al final de todos los campeonatos hay que recurrir al reglamento de la Federación Española de Fútbol para recordar las reglas que determinan al final la clasificación. En su artículo 296 dice que «si al término del campeonato resultara empate entre dos clubes se resolverá por la mayor diferencia de goles a favor, sumados los en pro y en contra según el resultado de los partidos jugados entre ellos». En ese mismo artículo se indica que «si el empate lo fuera entre más de dos clubes se resolverá por la mejor puntuación de la que a cada uno de ellos corresponda a tenor de los resultados obtenidos entre ellos, como si los demás no hubieran participado».

 


Publicado por Castro2 @ 18:45 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario