S?bado, 17 de abril de 2010

Munitis 'Tengo el dep?sito lleno, cada contratiempo me lo llena de queroseno de los aviones'

El miércoles, cuando Munitis chocó con Kameni, El Sardinero enmudeció. El del Barrio Pesquero no es un jugador que se queje sin motivo. La gravedad de la lesión quedó patente en los primeros instantes. A Pedro le duele más no poder estar en la 'batalla' con sus compañeros y sólo piensa en trabajar duro en su recuperación para acortar los plazos. El futbolista sabe que es arriesgado pero no oculta sus deseos de poder hacer alguna aportación al colectivo que dirige Portugal en la recta final de la competición.

-¿Cómo se encuentra?

-Ahora mismo dolorido, pero con muchas ganas de recuperarme cuanto antes para volver a los entrenamientos lo antes posible.

-¿Qué duele más, lo físico o lo psicológico?

-De todo hay. En lo físico, si no hago ningún movimiento que no deba, no me molesta mucho. A nivel psicológico si que me duele un poquito. Tengo muchas ganas de jugar. En los últimos partidos me encontraba muy a gusto, me estaba divirtiendo y me da mucha pena tener que perderme el último tramo de la temporada. No queda más remedio, es lo que hay, llevó mucho tiempo en esto y no es la primera lesión que tengo y hay que asumirlo como viene.

-De ánimo parece encontrarse bien.

-Si, por supuesto tengo muchas ganas de empezar ha hacer cosas. Son situaciones que tienes que asumir y no por ello hundirte.

-¿Se dio cuenta de la gravedad de la lesión desde el primer momento?

-Por supuesto. No sabía lo qué tenía, pero me hice mucho daño. No conocía lo que podía tener, pero era grave, no podía mover la pierna. Cuando llegó Cali -el doctor Ceballos- y me exploró la rodilla se me iba un poquito. Sabía que algo había pasado por dentro y que la cosa era algo más que un mero golpe.

-Los médicos son optimistas. ¿Qué le han dicho?

-Que dentro de la gravedad no es lo peor que me podía haber pasado. No tengo que pasar por el quirófano ni hay otros elementos de la rodilla dañados. Los meniscos están bien, el cruzado está bien. Todo está correcto salvo el ligamento lateral interno que esta roto y tan solo parcialmente. Dentro de lo malo he tenido suerte.

-¿Alberga alguna esperanza de jugar antes de que finalice la competición?

-Si le digo la verdad no muchas. Me han dado un plazo de recuperación de cuatro a seis semanas y falta un mes para que finalice la Liga. Sería muy justo y confío que no haga falta forzar porque estoy convencido que llegaremos a la recta final con la permanencia asegurada. El partido del otro día era trascendental, ya que de haber perdido nos hubiéramos metido en un lío de lleno. Pero con la victoria considero que tenemos muy cerquita la permanencia. Considero que con una victoria nos puede valer para conseguir la permanencia. Así que lo tenemos casi hecho.

-¿Pierde mucho el equipo sin Munitis?

-El equipo no pierde nada. Somos un grupo en el que se impone el colectivo a las individualidades. Somos así. Llevamos cuatro años así y es importante. Todo el mundo está muy enchufado, cualquiera que ha tenido que jugar en otros momentos lo ha han hecho bien, ahora no tiene que ser distinto. Soy uno más dentro del grupo.

-¿Después de estar toda la temporada jugando, romperse a estas alturas da rabia?

-Ya lo creo, me da mucha pena. Ha tocado sufrir y ahora sin estar totalmente conseguida la permanencia... pero está muy cerca, lo tenemos muy bien. El equipo después de la victoria del otro día debe de estar con más confianza. Hemos hecho dos buenos resultados consecutivos. En Coruña, que es un campo muy complicado, logramos empatar haciendo un buen partido. El miércoles, con el Espanyol, que también era complicado, le sacamos adelante. La inercia es buena y eso nos tiene que hacer el ir del domingo a Xerez a conseguir la permanencia.

-¿Qué resultado se va a dar?

-Soy muy malo dando pronósticos, pero bueno, en esta ocasión creo que vamos a ganar por 1-2. Espero que así sea para regresar con los deberes hechos y estar tranquilos a falta de varias jornadas para la conclusión de la campaña.

-¿Cómo puede ser útil Munitis a sus compañeros desde fuera?

-Yo creo que lo que tengo que hacer es darles ánimos y que sepan que estoy con ellos y que les ánimo al máximo. Seguro que lo van ha hacer muy bien.

-De sus palabras se desprende que es optimista para el final.

-Sí, por supuesto. Después de todo lo mal que lo hemos pasado durante algunas fases de la temporada ahora tenemos que estar tranquilos y serenos. Tenemos un partido muy importante en Jerez en el que el rival se juega más que nosotros. Debemos saberles jugar y tener paciencia y que sean ellos los que se desesperen. Si logramos sacarlo adelante firmaríamos la continuidad en Primera División.

-¿Que pensó el miércoles cuando llegó a casa?

-Mire, si le digo la verdad, estaba muy feliz. Antes del partido la situación se había complicado. En casa no veníamos haciendo bien las cosas. Los resultados no eran buenos. Si no llegamos a ganar hubiese sido un lío importante. Para mi era un partido trascendental y lo sacamos adelante. El miércoles por la noche estaba muy feliz, pero el jueves ya pensaba más en mi persona y no estaba tan feliz.

-¿Cuanta gasolina le queda a Pedro Munitis?

-Tengo el deposito lleno, cada contratiempo que se me presenta me llena el deposito de 98 o mejor dicho, de queroseno de los aviones. Por ganas e ilusión estoy al máximo, así que queda cuerda para algunas campañas más.

-Aunque se pierda en Xerez, ¿hay reservas para no perder la cabeza?

-No pienso en perder. Si quiere hablamos la semana que viene si no logramos la victoria. Ahora mismo sólo considero la victoria del Racing, el equipo esta bien. Jugamos contra el colista y ellos también están en buen momento. Yo creo que su última esperanza de quedarse en primera pasa por ganar al Racing. Será un partido muy complicado, pero creo en mis compañeros a muerte, están capacitados y lo van a demostrar.

-¿Una lesión más de las muchas que ha sufrido?

-Así es. Creo que es lo único que no se me había roto. He tenido el pie, el pubis, la mano. En fin un poco de todo, pero así es el deporte. Algunas veces las cosas no salen como un quiere.

Fuente: El Diario Montañés


Publicado por Castro2 @ 14:04 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario