S?bado, 27 de junio de 2009

Mandi? rechaza la oferta del H?rcules y dice s? al Racing

Juan Carlos Mandiá dio ayer un definitivo sí al Racing. El entrenador gallego, después de rechazar una mareante oferta del Hércules, que hasta última hora trató de retener a la cabeza visible de su proyecto, se mantuvo firme en la decisión que ya tenía tomada y aceptó el ofrecimiento que el club santanderino le había hecho.

En cualquier caso, la noche del jueves no fue sencilla. Las ofertas y las contraofertas se sucedían sobre la mesa de negociación del Hércules con Mandiá y, junto a ellas, las especulaciones. Las hubo de todo tipo, aunque ninguna de ellas inmutó a los dirigentes del conjunto santanderino, que desde el principio tuvieron claro que Mandiá iba a ser el entrenador de su equipo a partir de este fin de semana. De hecho, únicamente faltan firmar los documentos que le vinculen por un año al equipo santanderino para poder decir que el gallego es el entrenador del Racing.

Mandiá comunicó finalmente al conjunto alicantino que no iba a seguir en él y que su destino estaba en un equipo de Primera División. Blanco y en botella... el Racing, que hasta ayer era el único que no tenía un entrenador en sus filas. Así lo reconoció ayer mismo el técnico gallego tras comunicar oficialmente su decisión a su ex equipo. No iba a cumplir el año de contrato que le restaba con la entidad alicantina ante la posibilidad de poder entrenar la próxima temporada en Primera División.

Mandiá ha optado por dejar el Hércules, incluso, después de un último esfuerzo de la entidad, que le realizó una última propuesta «que no se puede rechazar», pero que él no acepta por «un asunto estrictamente profesional, por el sentimiento de querer entrenar en Primera». 

Esta decisión supondrá un desembolso para Mandiá próximo a los 420.000 euros, cifra en la que el máximo accionista de la entidad alicantina, Enrique Ortiz, cifró el coste de la rescisión del contrato del técnico gallego y el de todos sus ayudantes. Esta cantidad no repercutirá en el Racing, ya que había puesto como condición 'sine qua non' que Mandiá llegara a Santander con la carta de libertad bajo el brazo. En lo que al dinero respecta, la operación de contratar al ya ex entrenador del Hércules supondrá para el Racing un desembolso menor del que hubiera tenido que hacer para mantener a López Muñiz y los suyos durante el año de contrato que todavía le restaba. Eso sí, en esta valoración había que incluir la cantidad que finalmente se le ha pagado en virtud del acuerdo por el cual se ha rescindido su contrato. 

Según indicó ayer Mandiá en su última comparecencia pública, «todo el mundo sabe que moverme de este club era algo tremendamente difícil, pero me ha llegado la oportunidad de entrenar de Primera. Me encanta esta profesión y quiero ver hasta dónde soy capaz de llegar», comentó el gallego, quien aseguró que le ha «costado muchísimo» tomar la decisión. Admitió que haya gente que pueda no entender su marcha, pero insistió en que se trata de una decisión profesional y no económica; y expresó su afición por el Hércules, del que dijo estar convencido de que logrará el ascenso a Primera la próxima campaña.

Mandiá considera normal tener que pagar por rescindir su contrato con el Hércules, del mismo modo que el club le tuvo que indemnizar cuando lo destituyó en la temporada 2005-2006.

El de Alfoz aseguró marcharse del Hércules sin tener «nada firmado», aunque sí con una oferta muy concreta -la del Racing- y varias opciones más para entrenar en Primera División.

Agradeció a la afición por todo lo que le ha hecho «sentir» durante la temporada; a los medios de comunicación, por su «respeto» y a los empleados por su «paciencia» con su persona.

Sin embargo, el mayor agradecimiento, y de una forma «muy personal», fue para Francisco 'Paquito' Escudero y José Juan Aso, con los que creó la plantilla de la temporada recién acabada y el proyecto de la próxima temporada, «tremendamente competitivo».

También se refirió a Enrique Ortiz, Valentín Botella y Juanjo Huerga, máximos representantes del Hércules, por la «confianza» y la «seguridad» que depositaron en su figura y por el «trato cariñoso» que le han dedicado en los últimos días ya que en las situaciones tensas que han existido «no falto el cariño y el respeto».

Mandiá se defendió de las críticas vertidas sobre su persona en referencia a que hasta última hora no expresó su intención de marcharse y continuó planificando la próxima campaña como si se fuera a quedar en la entidad.

«Creo que he sido justo y respetuoso con el club. En el momento que recibí una oferta concreta se la trasladé inmediatamente a los jefes», apuntó el gallego, quien nunca quiso hablar sobre especulaciones.

El técnico terminó destacando el proyecto del Hércules para la próxima temporada, al aseverar que se ha dejado «el alma» en el club, además de reconocer que si se hubiera logrado el ascenso a Primera, «no me hubiera ido ni al Milán».

Fuente: El Diario Montañés


Publicado por Castro2 @ 10:54 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario