Lunes, 16 de febrero de 2009

Uno a uno

Toño tuvo una actuación determinante, con algunas intervenciones que hicieron posible que el Racing salvara un punto.

César Navas cumplió su papel, aunque al final del partido se contagió, como sus compañeros, de un cierto despiste, fruto quizá del cansancio.

Valera aguantó el tipo en su banda y trabajó con intensidad, aunque no se prodigó en exceso a la hora de colaborar y subir al ataque.

Luccin refrescó el centro del campo con su salida al terreno de juego, aunque tampoco lograse dar mucha más vida al ataque. 

Serrano cumplió de sobra brindando el pase del 1-0 a Zigic. Quizás se le den mejor las incursiones por la banda que por la frontal del área.

Toni Moral va ganando en soltura y descaro. No tiene miedo a meter la pierna ni pereza para perseguir el balón. Al fin jugó como extremo.

Tchité anduvo perdido por el campo, y siempre por detrás del balón. Puede que le duela la suplencia, pero para ser titular hay que dar más.

Marcano se ha convertido en uno de los pilares básicos de la defensa. Ayer tuvo también una aportación importante en el ataque.

Garay recuperó buena parte del nivel que le convirtió en uno de los centrales más deseados. Al igual que los demás, también sufrió su 'pájara'.

Colsa no vivió su mejor tarde. Le resultó difícil surtir de balones a la delantera y, conforme avanzaba el tiempo, cometió muchas imprecisiones.

Lacen compensó la flojera de Colsa, aunque su mayor virtud sigue siendo la capacidad de recuperar balones y frenar al rival.

Munitis no varió su acostumbrado guión. Voluntarioso e insistente, martirizó todo lo que pudo a la defensa rival mientras tuvo fuelle.

Zigic anotó otra muesca en su revólver. Su promedio goleador es sensacional. Puede tener un repertorio limitado, pero sigue funcionando.

Fuente: El Diario Montañés


Publicado por Castro2 @ 21:40 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario