S?bado, 27 de diciembre de 2008

Zigic: un negocio redondo

La impresión que se tiene en Valencia es que en Mestalla se está tardando en dar carácter oficial a la cesión de Nicola Zigic al Racing por la pura vergüenza de tener que reconocer que se ha hecho un negocio ruinoso. Por el contrario, la sensación que se vive en El Sardinero es justamente la opuesta: se está aguardando, por respeto, al anuncio del club levantino para empezar a tirar cohetes. Será este lunes cuando el delantero y el extremo Toni Moral pasen el obligado trámite de la presentación en los Campos de Sport. 

El traspaso de Zigic al Valencia se ha convertido en un negocio redondo para los santanderinos. En el verano de 2007, Juan Soler, a la sazón presidente del club de Mestalla, compró al serbio por una cantidad muy elevada, unos 18 millones de euros, comisiones incluidas. Ahora, 17 meses después, se culmina el chollo: el Racing tiene el dinero en la caja y recupera a Zigic, quien jugará cedido en El Sardinero hasta final de temporada. No acaba ahí la generosidad blanquinegra. El ariete percibe dos millones anuales de ficha. El Valencia, por supuesto, paga la parte correspondiente a los cuatro meses transcurridos desde el inicio de la temporada, pero además debe hacerse cargo de un porcentaje -en torno al 30%- del sueldo que resta hasta que concluya el periodo de cesión.

Sin alternativas 

Aun así, al club que ahora preside Vicente Soriano le quedaban pocas alternativas. Zigic es otro negocio heredado de la etapa de Juan Soler. El serbio no contó para Quique, Koeman y Unai, tiene una ficha muy alta y con el préstamo al Racing el Valencia al menos se ahorra un 70% del dinero que debía abonarle hasta final de temporada, aunque implícitamente esté asumiendo que la de Zigic ha sido otra operación desastrosa.

La cesión de Zigic sirve además para saldar la deuda pendiente desde el fichaje de Mario Regueiro, otro negocio redondo del club santanderino con el Valencia de Soler como generoso comprador. El Racing presentó una denuncia contra la entidad que entonces presidía el constructor, a la que demandaba 1,6 millones de euros, y un acuerdo entre ambos mandatarios dejó la deuda blanquinegra en unos 800.000 euros, que ahora se ve satisfecha.

El presidente del Racing, Francisco Pernía, sabe que ha hecho una jugada maestra, así que tiene otra razón más para mostrarse tan sonrisueño como de costumbre. «Estoy muy contento y satisfecho, pero el mérito realmente es del propio jugador, de Nicola, que es quien ha querido venir al Racing desde el primer instante».

Escaqueo 

Quizás no haya sido exactamente desde el primer instante, porque Zigic siempre ha creído que podía triunfar en un equipo de la talla del Valencia. Por ese motivo se negó a marchar a la Real Sociedad la pasada temporada y, ésta, esquivó su contratación por el Stoke City, antes de escaquearse cuando faltaban horas para el cierre del mercado veraniego para no terminar en Santander. Lo que hizo entonces fue aprovechar un compromiso con su selección para permanecer ilocalizable y así dar al traste con el asunto.

Esta misma semana aún insistía ante la prensa valenciana en que el quería triunfar allí y no pensaba marcharse. Pero Pernía ya había dado respuesta a todo eso meses antes: «Lo único que hacen es tontear y encarecer el mercado. Cuando están allí, dicen eso; cuando vienen, que están encantados», algo que vale para casi todos los casos y que el lunes se verá si encaja también en éste.

Fuente: El Diario Montañés


Publicado por Castro2 @ 13:31 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario