Lunes, 24 de noviembre de 2008

La ola pas? por El Sardinero

Como el de las grandes tardes. Así podría definirse el ambiente que se vivió ayer en las gradas de El Sardinero por parte de los aficionados. Incluso en la recta final del choque todas las gradas hicieron la ola... bueno todas, menos el palco, si bien alguno de sus asistentes hizo un tímido arranque para acompañar el ritmo marcado por la totalidad de los seguidores racinguistas. 

Si primero fue 'La Fuente de Cacho', durante el encuentro los aplausos y el corear los nombres de los más destacados fue un denominador común en el desarrollo del partido. Los aficionados disfrutaron mucho. Hacía muchos encuentros que un partido no se encarrilaba en el primer cuarto de hora de partido y, además, el encargado de hacerlo era un canterano, Marcano. 

Había muchas ganas de disfrutar de un partido con tranquilidad, ayer en una tarde fría y desapacible los aficionados no tuvieron tiempo de enfriarse. El equipo, con sus goles tempraneros, les obligaba a volcarse con sus cánticos y gritos de ánimo. Ayer, los aficionados, que se decidieron a cambiar el sofá por su localidad en El Sardinero, se vieron recompensados con el juego y efectividad de los verdiblancos. A medida que pasaban los minutos el ambiente festivo fue creciendo entre los aficionados y fue la grada norte donde comenzó a gestarse, de forma tímida, el comienzo de la ola. Primero fue una vuelta en la que no fue secundada por la totalidad de los aficionados. A continuación, el delirio colectivo. 

Todos y cada uno de los seguidores se unieron al desarrollo de este acto para festejar el triunfo y juego de los suyos, transmitiéndoles su apoyo. Fue un momento mágico que no pasó inadvertido entre los componentes de la plantilla que, una vez finalizado el encuentro, agradecieron a los seguidores el apoyo. 

Una victoria cómoda que tendrá su continuación en París. La afición racinguista esta ilusionada con el equipo. Atrás han quedado los momentos de zozobra que planearon sobre el equipo a comienzos de temporada. En la actualidad todo es perfecto, hay una comunión total entre la plantilla y la afición. Por parte de estos se perdona todo mientras los resultados acompañen. Los más de tres mil racinguistas que estarán en París están dispuestos a brindar todo su apoyo al equipo para mantener viva la continuidad del equipo en la competición europea. Seguro que más de uno, viaja dispuesto a 'quemar' la capital francesa.

Fuente: El Diario Montañés


Publicado por Castro2 @ 18:15 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario