Mi?rcoles, 19 de noviembre de 2008

Pereira aprieta a Serrano

El fútbol da muchas vueltas. Munitis ha sido delantero toda su vida pero todo apunta a que va a acabar sus días como futbolista en banda derecha, donde se ha hecho fuerte y donde ha vuelto a sentirse importante en un terreno de juego. La misma historia podría llegar a repetirse por el extremo izquierdo si Muñiz sigue sacando conclusiones positivas de las segundas partes que el Racing completó ante el Murcia y el Betis.

En ambos encuentros comenzó siendo Serrano el extremo izquierdo pero, tras el descanso, fue sustituido para empujar a Jonatan Pereira desde el centro del ataque hasta el carril zurdo. De la noche a la mañana, al catalán le ha salido un competidor. Y así lo reconoce él mismo, que preguntado si considera al jugador cedido por el Villarreal como una competencia directa, responde afirmativamente.

Serrano no es un hombre de muchas palabras, sino de silencios y largos monosílabos. Los utiliza para expresarse y mostrar su estado de ánimo. Así, ayer dejó bien claro que no quieren que le saquen el tema sobre su complejo e impulsivo carácter que tantas tarjetas innecesarias le han costado tanto a él como a su equipo. Prefiere hablar de otra cosa más ajena a su forma de ser y más relacionada con el colectivo. Por ejemplo, que durante muchas semanas no ha tenido rival a la hora de ocupar la banda izquierda. Es un titular asentado pero él es de los que defiende que en el Racing «no hay suplentes ni titulares», sino que todos forman una sola unidad. Se trabaja por un bien común y el catalán asegura que lo hace «igual cada semana por mucho que no haya un jugador específico para ocupar mi puesto». Eso es cierto. En verano la directiva vendió a Sepsi como un jugador que podía desenvolverse como extremo izquierdo pero la verdad ha terminado saliendo a la palestra. No había sustituto para Serrano pero Muñiz se ha sacado de la chistera la opción de colocar por ahí a Pereira, una alternativa que no le sienta mal al jugador gallego.

Serrano asegura estar contento con su rendimiento. «Yo me encuentro muy bien aunque hay veces que te salen mejor las cosas que en otras», apunta el centrocampista zurdo. No hay, por lo tanto, razón alguna para cambiar las cosas siempre que éstas funcionen. Y la cosa marchaba hasta el encuentro en el Ruiz de Lopera, cuando los racinguistas volvieron a aferrarse a errores que parecían dejados atrás. «Está claro que la dinámica que lleve un equipo, si es positiva, puede hacer que los jugadores brillen más también», recuerda.

Lo que parece claro es que a Muñiz no le han convencido del todo sus dos últimas actuaciones, en las que ha perdido su hegemonía. Él es ambicioso y es de los que siempre quieren estar en el terreno de juego. «Si es por mí, estoy siempre los 90 minutos», apunta a la vez que reconoce, sin embargo, que poco tiene que decir en el asunto: «Es una decisión técnica y es el míster quien decide quién juega y quién no lo hace».

Fuente: Alerta


Publicado por Castro2 @ 22:49 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario