Viernes, 14 de noviembre de 2008

Marcano se recupera pero Luccin ser? baja en Sevilla

La exploración realizada ayer a la rodilla lastimada de Peter Luccin ha determinado que la lesión no es grave, apenas una fuerte contusión en el cóndilo femoral externo de la rodilla derecha, pero sí lo suficientemente dolorosa como para descartarle por completo para el partido del domingo ante el Betis.

Una vez que el dolor que ahora padece el marsellés remita, éste podrá reincorporarse a los entrenamientos sin mayores problemas. En principio, lo normal es que esto suceda la próxima semana y que Luccin pueda estar en el partido frente al Espanyol. En el Ruiz de Lopera será Edu Bedia el que, con toda seguridad, ocupará su lugar en la convocatoria.
Rápida vuelta.

La sesión de entrenamiento de ayer por la mañana en La Albericia confirmó que Iván Marcano está ya plenamente recuperado de la lesión sufrida frente al Sporting. En la jugada que acabó con un remate a la escuadra de su compañero César Navas, Marcano sufrió un esguince de tobillo (más tarde diagnosticado de grado 1) que obligó a su sustitución por Oriol.

El choque copero frente al Murcia se lo perdió por esa razón pero en el primer entrenamiento posterior Marcano ya ha trabajado al mismo nivel que sus compañeros y está en disposición de jugar en Sevilla ante el Betis.

La enfermería verdiblanca está ahora prácticamente vacía ya que si exceptuamos a Luccin y, como hace meses, a Luis Fernández, la totalidad de los componentes de la plantilla están en perfectas condiciones. Uno de los argumentos usados por Muñiz para defender la buena labor del preparador físico, Fernando Gaspar.
Sobra uno en el eje defensivo

La rápida recuperación de Iván Marcano y la buena respuesta al test que Garay pasó frente al Murcia, colocan a Juan Ramón López Muñiz ante un problema de difícil solución. César Navas y Marcano han estado jugando a un extraordinario nivel y sacar a cualquiera de los dos del equipo titular se antoja abiertamente injusto. Incluso, volver a desplazar al santanderino al lateral izquierdo (donde cumple) no haría justicia a su contribución al equipo. Ahora, dejar en el banquillo a una de las estrellas del equipo como es Ezequiel Garay, una garantía de rendimiento, sin duda que debe ser duro para un entrenador.

Fuente: As


Publicado por Castro2 @ 15:24 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario