Mi?rcoles, 23 de julio de 2008

Un santanderino en Bad Kreuznach

«Santander es lo más bonito que hay. Con esas maravillosas playas... ¿Que si las echo de menos? Muchísimo». Quién así habla, un poco emocionado, es José Antonio García Rodríguez, un santanderino de 76 años de edad que dejó la capital de Cantabria con 16 años y que emigró a Alemania hace ya 40.

«Él -afirma señalando a su nieto, un niño rubio y de ojos claros, vestido con ropa deportiva- es un gran aficionado al fútbol. Juega en el equipo del pueblo en el que vive, en categoría 'f' (infantil) y se lo toma con mucha seriedad. Hacen muchos entrenamientos y competiciones. Ahora que está conmigo hemos venido a ver al equipo de mi tierra, al Racing».

José Antonio García es el único santanderino que vive en Bad Kreuznach, la localidad alemana en la que el Racing está concentrado. Y ayer, aprovechando que su nieto, de vacaciones, está pasando unos días con él, se acercó hasta el hotel de concentración para ver a los jugadores del cuadro cántabro. Allí saludó a los futbolistas, les dio la mano, habló con ellos, se hizo fotos con los jugadores y con el entrenador, y se convirtió, durante unos minutos, en la gran estrella de la concentración. «Pero que sea sólo unos minutos, que tenemos la bicicleta ahí fuera», solicitó.

A José Antonio se le ilumina la cara cuando habla de España. Dejó Santander con 16 años, cuando se marchó a Madrid, y terminó, cuatro años más tarde, trabajando en Stuttgart, después de estudiar ingeniería industrial. En Alemania viven también sus hijas, cerca de Bad Kreuznach, el lugar que él ha elegido para instalarse y para estar cerca de su familia. De sus hijas y de sus dos nietos. 

De Santander echa de menos muchísimas cosas, pero por encima de todo sus playas, «las mejores que hay», insiste. «¿Frío aquí? Sí, pero mañana (por hoy) hará bueno, unos 28 grados», explica. «Y aquí casi nunca se equivocan», revela, quién sabe si por algún que otro error que se produce en las predicciones en España y que ha llegado hasta a Alemania. 

Cuenta que viaja mucho a España, gracias sobre todo a las facilidades que le ofrecen hoy en día los vuelos de Ryanair. Y que lo hace casi siempre a Mallorca, donde tienen una casa, y a Santander. «¿Cómo ha cambiado la ciudad en los últimos años!». La última vez que estuvo en Cantabria fue hace un año, aproximadamente. Afirma, sin conocer aún cuál es el medio que le está entrevistando, que lee habitualmente EL DIARIO MONTAÑÉS por internet, y que así, puede conocer todo lo que ocurre en Santander y Cantabria.

Del Racing conoce, ¿cómo no! a Pedro Munitis. A Ebi Smolarek. «Y a Duscher», subraya. «Es argentino, ¿no?». 

Ayer, el fútbol quiso que José Antonio García Rodríguez, un santanderino ya jubilado, encontrara una parte de su tierra en su pueblo, en Bad Kreuznach.

Fuente: El Diario Montañés


Publicado por Castro2 @ 18:07 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario