Viernes, 18 de julio de 2008

Mu?iz: 'Tenemos que ir pasito a pasito y con humildad'

Insiste en que hay que vivir el día a día y encarar la temporada partido a partido, sin obsesionarse con mirar al futuro. Afirma que uno de los grandes secretos del fútbol es la humildad y apuesta por ir «pasito a pasito» para así poder cumplir los objetivos marcados, el primero de ellos, la permanencia. Tiene ya claras sus primeras ideas sobre el nuevo Racing, aunque prefiere guardárselas hasta que la concentración de Alemania le permita obtener conclusiones más claras. Juan Ramón López Muñiz, el técnico que solicitó en su presentación que no se le comparara con Marcelino García Toral, está cerca de cumplir su primera semana al frente del Racing. Un buen momento para obtener sus primeras manifestaciones sobre los objetivos, la temporada y la plantilla, gracias a la entrevista con EL DIARIO MONTAÑÉS, la primera que concede a un medio escrito desde que tomara posesión del banquillo de El Sardinero. 

-¿Cuáles son los motivos que le llevaron a aceptar la oferta del Racing?

-Suponía dar un paso adelante. En Málaga estaba muy a gusto, pero los ciclos se acaban y el objetivo estaba cumplido. La oferta del Racing era interesante y el club cántabro se encuentra en un momento deportivo muy importante.

-¿Supone el Racing dar un paso adelante en su carrera?

-Está claro. Es importante dar pasos hacia adelante, aunque no quiero desmerecer al Málaga, que me dio la oportunidad de ocupar su banquillo. Es un equipo (el andaluz) que está empezando a funcionar y creo que va a estar en Primera muchos años. El Racing, en estos momentos, tiene competición europea y es muy importante e interesante. Es, además, un conjunto que lleva ya muchos años en Primera División.

-¿Qué puede esperar la afición cántabra de Juan Ramón López Muñiz?

-Lo más importante es que viene un entrenador con ganas de trabajar y con ganas de hacer las cosas bien. Esto es fútbol y hay veces que salen las cosas y otras que no, pero la intención y las ganas no faltarán.

-La gente del Racing le define como un técnico con 'hambre' para hacerlo bien.

-Eso es lo más importante que tiene que tener cualquier persona en su trabajo. Querer hacer las cosas bien, no acomodarte, no pensar que está todo hecho, buscar retos nuevos. Me gusta empezar de cero, buscar nuevos retos. Y aquí, en Santander, ahora partimos de cero. Me apetece conseguir cosas nuevas.

-Pero ya sabe que el listón está muy alto.

-Ahora el listón vuelve a cero. Terminó muy alto, pero ha vuelto a cero. Yo no puedo vivir de lo que hizo el año pasado el Málaga, ni de cuando era futbolista. Se parte desde el suelo y hay que ir subiendo el listón poco a poco. Ahora mismo estamos como todos los equipos. Empezamos de cero.

-Definase como entrenador. ¿Resultadista o abonado al juego bonito?

-Todo tiene que ser compatible. Me gusta que cuando se tenga el balón se ataque y cuando no se tenga se defienda. Tienes que compaginar el buen fútbol con los resultados. Lógicamente, los resultados son los que marcan la trayectoria de entrenadores, de equipos.

-¿Le preocupa tener un calendario muy complicado en el inicio de la temporada?

-Lo que realmente me preocupa es llegar al inicio de la liga bien, que lleguemos bien entrenados, que hayamos asimilado bien el trabajo y que todo el mundo tenga las ideas claras. No me preocupa excesivamente el inicio de liga porque tienes que competir contra todos y nunca sabes cuándo es mejor enfrentarse a unos o a otros. Lo que intentaremos es ganar el primer partido. De nada nos vale pensar en otros más adelante.

-¿Pero usted es de los que cree que es mejor medirse a los 'grandes' al principio del campeonato?

-Intento vivir el día a día. Insisto en que lo que me preocupa es llegar bien al primer partido; y únicamente me preocupa eso. Luego, si sale bien, pues mucho mejor. Los resultados, además de darte una buena posición en la clasificación, te otorgan confianza y eso es importantísimo, tanto a nivel de afición, como de equipo e individual. 

-¿Cuál es el secreto de Muñiz para haberse convertido en uno de los técnicos de moda del fútbol español?

-No creo que exista ningún secreto. Intentamos centrarnos en el trabajo, trabajar. Hasta ahora, el mayor secreto que he tenido es que he contado con plantillas competentes, que trabajaban muy bien, que asimilaban el trabajo, y sobre todo que he tenido plantillas muy profesionales.

-Plantillas que, además, ha confeccionado usted. 

-Sí. En la última del Málaga se dio esa circunstancia. El club tenía que cambiar por culpa de la situación económica en la que se encontraba, con peligro incluso de desaparición. Por suerte, todo salió bien.

-Deduzco que tiene un buen conocimiento del mercado nacional e internacional.

-Lo conozco a mi nivel. Yo no me puedo comparar con gente que lleve muchos años trabajando en la dirección deportiva, y lo conozco al nivel en el que podíamos fichar, con un presupuesto muy limitado del que no podíamos salir. 

-En Santander también contará con un presupuesto limitado en cierta medida.

-Aquí, en Santander, yo no soy el responsable de esa parcela. No sé exactamente ni el presupuesto que existe, ni sé los límites. Las funciones son diferentes. En Málaga hacía todo en cuanto a dirección deportiva y aquí sólo hago mi trabajo.

-¿Exclusivamente de entrenador?

-Sí, exclusivamente de entrenador. Luego, lógicamente, el entrenador tiene su opinión, pero como cualquier técnico.

-¿Cómo cree que debe ser la relación del entrenador con el vestuario?

-Tiene que ser fluida. Los entrenadores venimos a ayudar en todo lo posible, dentro y fuera del campo, cada uno con su responsabilidad. Somos un grupo y cada uno se tiene que apoyar en el otro, y en lo que crea que no va de la forma que debe ser, tratar de corregirlo. Pero la relación tiene que ser fluida y que exista confianza para hablar todo lo que pase y, sobre todo confianza absoluta para que todo lo que hablemos entre entrenadores y jugadores se quede ahí.

-Marcelino señaló la temporada pasada que una de las claves del éxito del Racing fue la solidaridad del vestuario. ¿Qué vestuario se ha encontrado usted? 

-Mis primeras impresiones son excelentes. El inicio de temporada, después de las vacaciones, siempre es costoso, pero la gente está trabajando bien, con ganas, sin problemas, y esto es muy importante. 

-¿Le ha dado tiempo ya a sacar sus primeras conclusiones técnicas? ¿Tiene claro de lo que quiere de este equipo?

-Más o menos sí. Faltan algunas cosas, pero creo que tenemos que tener claro desde el primer día cuál es la idea que vamos a plasmar en el campo, que yo la pueda transmitir y los jugadores la puedan realizar. Esta semana es un poco de adaptación y ya en Alemania reforzaremos un poco los aspectos tácticos de cara a la competición.

-¿Y cuál es esa idea?

-Lo que nos falta es definir todavía la plantilla y nos queda competir ante un rival. Trabajaremos varios sistemas y a partir de ahí veremos cual es el que mejor encaja, aunque tampoco será una cosa extraña y que nunca se haya visto. Será una cosa normal.

-¿El público se va a divertir esta temporada en El Sardinero?

-Yo espero que sí. Que se divierta con los futbolistas, con el espectáculo. Es importantísimo que la afición tenga ilusión y que vaya los domingos con ganas de animar a su equipo y, sobre todo, que acabe satisfecha (la afición) cuando acabe el partido. Si puede ser por el resultado y por el trabajo, perfecto. Aunque hay que recordar que son los resultados los que marcan.

-A fecha de hoy ¿el Racing tiene plantilla para qué?

-Hay posiciones que faltan, pero mi objetivo personal es ganar cada partido que juguemos. Hay que ir día a día. La prioridad de un equipo debe ser permanecer en la categoría. Y una vez que se consiga la permanencia ver los partidos que restan para optar a más cosas. Tenemos que ir pasito a pasito y con humildad. Yo soy de los que piensan que en el fútbol la humildad es importantísima. Si no vives el día a día corres peligro.

-¿Le obsesiona pasar la primera eliminatoria de la UEFA?

-Me obsesiona el primer partido de liga. Yo creo que no debemos ir más allá. Pasar la primera ronda es importante a nivel de club y de afición, pero no hay que darle mayor importancia. Cuando llegue ese partido se preparará. No podemos vivir únicamente pendientes de esa eliminatoria. Antes, hay tres partidos de Liga.

-¿Y la Copa del Rey?

-Es una competición muy interesante. Tenemos que tener plantilla para poder competir en las tres competiciones y no hay que descartar ninguna. 

-¿Qué tiene que hacer un jugador para gustar a Muñiz?

-Yo soy un entrenador que valoro mucho los entrenamientos. Yo no tengo un once. Si veo que hay un jugador que trabaja y que está en condiciones de ser titular, será titular. Si el jugador entrena acabará por jugar seguro.

-¿Qué posiciones hay que reforzar ahora mismo?

-Yo creo que la de medio centro. Actualmente sólo contamos con Duscher y Colsa, además de algún jugador del filial.

-Dos casos concretos: Vitolo y Jonatan Valle. ¿Se cuenta con ellos?

-El club ya habló con ellos. Yo no llevo esa parcela, pero ellos tienen claro la idea que tiene el club.

-La última. Un mensaje a la afición.

-No soy una persona muy dada a dar mensajes, porque al final éstos te vuelven. Sí soy de los que opinan que tenemos ir unidos. Es importantísimo que todo lo que representa el Racing vaya lo más unido posible. Y me refiero a medios de comunicación, empleados del club, integrantes de la plantilla y cuerpo técnico.

Fuente: El Diario Montañés


Publicado por Castro2 @ 18:30 | 0 Comentarios | Enviar

Comentarios

Añadir comentario